Bolsa, mercados y cotizaciones

Enel abre la mayor brecha por valor bursátil con Iberdrola desde hace 13 años

  • En cuatro años la italiana ha generado 24.000 millones más de valor
  • El beneficio de Enel en 2022 superará los 6.000 millones de euros
La italiana ha superado a Iberdrola

Desde que en 2007 Iberdrola realizó la OPV de su filial de renovables -que le valió un fuerte impulso en bolsa- y se integró con Scottish Power, la española y Enel -participada en un 23,6% por el Gobierno italiano- han rivalizado en tamaño bursátil. Ahora ambas luchan por situarse como la mayor eléctrica de la Eurozona, una disputa que de momento gana de forma clara la italiana, que ha abierto la mayor brecha por capitalización con respecto a Iberdrola -que acaba de descontar el pago del dividendo- desde 2007: más de 17.000 millones de euros.

Este diferencial se explica más por el extraordinario comportamiento de Enel -que forma parte del Eco30- más que por el mal hacer de Iberdrola. A principios de 2016 la española aventajaba en 6.600 millones a la transalpina. Y a pesar de que Iberdrola ha logrado sumar 16.000 millones a su capitalización desde entonces, Enel ha acumulado 40.000 millones más de valor bursátil, hasta situarse por encima de los 74.000 millones.

Una empresa más grande

"Enel es un gran jugador en el mercado de energías renovables a nivel global, que crecerá a un ritmo del 12% anualizado durante la próxima década. Además, opera redes eléctricas que también necesitan inversiones para la transición a economías sin emisiones y la perspectiva regulatoria para Italia, España y Latinoamérica es estable. También está racionalizando su negocio en Latinoamérica y es líder en digitalización, lo que debería permitirle reducir costes", explican desde Bernstein.

Aunque durante años Iberdrola y Enel hayan mantenido esta batalla, lo cierto es que por beneficios la segunda es una compañía de un tamaño muy superior. Con los planes estratégicos de ambas empresas, Iberdrola pretende alcanzar un ebitda de más de 12.000 millones  en 2022, frente a los más de 20.000 millones que ha dibujado la firma transalpina.

Mientras, en la línea de beneficio neto Enel espera 6.100 millones ese mismo ejercicio, frente al rango entre 3.700 y 3.900 millones que se ha marcado como objetivo la firma bilbaína. Estos números implican un aumento del beneficio de entre el 3,5% y el 5,4% anualizado en el caso de Iberdrola frente a las ganancias previstas para 2019 y del 8,1% para la transalpina. 

Deterioro de recomendación

Aunque los inversores todavía confían en Iberdrola -apenas ha caído un 5,7% desde los máximos del año 2019-, lo cierto es que sí que se ha deterioro el consejo de la eléctrica

La empresa tiene su peor recomendación en casi 5 años -un mantener- y solo uno de cada 3 analistas aconseja hacerse con sus títulos, cuando a inicios de 2019 eran 3 de cada 4 los que recomendaba adqurirlos. "Nosotros estamos neutrales. La valoración actual descuenta un entorno benigno en la rotación de activos y una perspectiva estable a largo plazo para los precios de la energía. Los bajos tipos y los cambios en las renovables están haciendo su valoración más sensible a los precios de la energía y la formación de los mismos a largo plazo es incierta", advierten en Citi.

Evolución del diferencial entre Enel e Iberdrola

Durante los últimos años la eléctrica se ha beneficiado de los bajos tipos de interés, que han hecho su dividendo más atractivo para inversores conservadores que se han mudado a renta variable ante la escasez de rentabilidad en la deuda. "Como uno de los títulos más sensibles a la caída en la rentabilidad de los bonos, Iberdrola podría tener más potencial, pero una vez que los PMI repunten las acciones podrían perder gran parte del valor ganado", indican en JP Morgan.

Otra de las preocupaciones para los analistas giran en torno al ruido del caso Villarejo, que podría acabar perjudicando a la imagen de la empresa.

Otra de las preocupaciones para los analistas giran en torno al ruido del caso Villarejo, que podría acabar perjudicando a la imagen de la empresa. "Está alcanzando una exposición alta en prensa y eso son malas noticias, ya que está teniendo incidencia en su repuntación", indican en JP Morgan. En Bernstein creen que puede tener impacto "a corto y medio plazo en función del desarrollo de los acontecimientos. Las implicaciones podrían incluir una investigación oficial, juicios o una multa o un cambio de rol para Galán (incluso una dimisión si los enlaces se confirman)".

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin