Bolsa, mercados y cotizaciones

Mediaset Italia está convencida de que Vivendi "no se retirará" de la fusión

Roma, 4 sep (EFE).- El vicepresidente y consejero delegado de Mediaset Italia, Pier Silvio Berlusconi, afirmó este miércoles que el grupo italiano está convencido de que Vivendi no se retirará de la fusión entre la matriz italiana y la filial española, aprobada en Milán y que espera obtener luz verde también en la junta de accionistas de Madrid.

"No estoy preocupado en absoluto (de una posible salida de la empresa del multimillonario Vincent Bolloré), porque estamos convencidos de que VIVENDI (VIV.PA)no tiene intención de retirarse", declaró a los medios en Milán el hijo del ex primer ministro italiano y empresario Silvio Berlusconi.

No obstante, añadió, si la empresa francesa decide ejercer su derecho de salida recogida en el folleto de integración o vender sus acciones en el mercado, el grupo italiano está tranquilo porque "hay otros inversores listos para entrar".

Pier Silvio Berlusconi se dijo "satisfecho" por el éxito de la votación en la sede del grupo en la localidad de Cologno Monzese, en la provincia de Milán (norte), porque "el mercado ha apoyado el proyecto".

Los inversores han acogido con optimismo el resultado de la votación de MEDIASET (MS.IT)(TL5.MC)Italia y las acciones del grupo subían un 2,01 % en la bolsa de Milán y se intercambiaban por 2,83 euros por acción a las 12.16 hora local (10.16 GMT).

La fusión de Mediaset Italia y España dará lugar a la creación del gigante audiovisual paneuropeo MediaForEurope (MFE) y supondrá sinergias de entre 100 y 110 millones de euros para 2023. La nueva sociedad tendrá sede legal en Holanda, pero cotizará en las bolsas de Madrid y Milán.

El grupo Mediaset ha previsto que los accionistas de la matriz italiana que no se sumen a esta operación reciban 2,770 euros por cada acción y 6,5444 euros en el caso de Mediaset España, con la condición de que el efectivo que se les pague no exceda 180 millones de euros.

Con su participación total del 28,8 % del capital de Mediaset Italia, Vivendi podría ejercer este derecho de oposición y obligar al grupo a pagarle hasta 900 millones de euros, por lo que Mediaset tendría que buscar a otro socio que adquiera estas acciones para poder seguir adelante.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin