Materias Primas

La OPEP llega a un acuerdo para aumentar la producción en alrededor de un millón de barriles

  • Ningún delegado se ha atrevido a dar una cifra concreta del aumento
  • La República Democrática del Congo ha sido aceptada en la OPEP
Logo de la Organización de Países Exportadores de Petróleo

La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) ha llegado a un acuerdo para aumentar la producción en 600.000 barriles por día hasta los 32,5 millones. A esto hay que sumar los 400.000 barriles más que bombearán los aliados de la OPEP (algo que está por confirmar). En definitiva, esto supone la vuelta al histórico acuerdo de noviembre de 2016, pero con un consumo mundial de petróleo que supera en dos millones de barriles por día al de entonces. Este nuevo escenario no es suficiente para aliviar las tiranteces en el mercado, lo que está impulsando los precios del petróleo con fuerza.

Por otro lado, mañana se decidirá  cuál será el incremento que afrontarán los países que no forman parte de la OPEP pero que colaboran con el cártel. Se estima que Rusia y el resto de aliados incrementarán su producción en 400.000 barriles por día, lo que deja el acuerdo final en un aumento de un millón de barriles por día. No obstante, esta cifra puede bailar porque no todos los países podrían ser capaces de alcanzar su cuota asignada, como puede ser el caso de Venezuela, Angola o Irán.

Este cambio en la producción se ejecutará a partir de julio. De este modo, desde ese mes la OPEP volverá a recuperar el nivel de producción que fijó en la reunión de noviembre de 2016 cuando se firmó el histórico acuerdo para recortar el bombeo en 1,2 millones de barriles hasta los 32,5 millones. Hay que tener en cuenta que el consumo mundial de crudo y otros líquidos supera hoy los 98 millones de barriles por día, frente a los 96 millones que se consumían en 2016-2017. Es una vuelta a la producción del pasado con un consumo mundial más elevado.

Al final, la batalla entre los defensores de abrir a tope los grifos (Arabia Saudí y otros países del Golfo) y los que pretendían dejar las cosas como estaban (Irán, Irak y Venezuela) ha terminado en tablas. Hay incremento de la producción, pero bastante moderado. 

"La OPEP ha defraudado con su decisión, lo único que han hecho es volver al acuerdo de recortes firmado en noviembre 2016... Esto apenas cambia el nivel de producción del cártel en su conjunto"

El comunicado de la OPEP asegura que se recuperará el cumplimiento estricto de los recortes aprobados a finales de 2016, lo que supone un incremento de facto de la producción en 600.000 barriles por parte de los países productores. A esto habría que sumar el aumento de la producción en Rusia, México, Kazajistán, Azerbaiyán, Baréin, Brunei, Malasia, Omán, Sudán y Sudán del Sur, que colaboran estrechamente con la OPEP. Realmente supone una vuelta a finales de 2016 pero con un consumo que es más fuerte, por lo que la demanda y la oferta seguirán muy igualadas. 

Tras esta decisión, el petróleo de tipo Brent avanza un 2,5% hasta los 74,5 dólares por barril. Por otro lado, el barril de West Texas aumenta un 4,5% hasta los 68,8 dólares. El barril reacciona con alzas, quizá aliviado por un acuerdo que podría haber sido más duro para los precios si se hubiera logrado el objetivo de Arabia Saudí que era incrementar el bombeo en 1,5 millones de barriles por día. 

Los miembros del grupo se han negado a dar cifras concretas sobre el aumento de la producción, lo que ha creado cierta confusión durante la rueda de prensa

No obstante, el ministro de Energía e Industria de Emiratos Árabes Unidos (EAU) y presidente de la conferencia de la OPEP, Suhail Al Mazroui, durante su comparecencia ante la prensa se han negado a precisar en una una cifra concreta el aumento de la oferta de petróleo que supone dicho acuerdo del cártel, limitándose a señalar que el actual sobrecumplimiento del pacto había retirado del mercado alrededor de un millón de barriles de crudo.

"La OPEP ha vuelto a defraudar las expectativas", ha señalado Nitesh Shah, analista de WisdomTree, tras conocerse el acuerdo alcanzado, cuyo impacto en los precios "debería ser positivo".

"Todo lo que han aceptado ha sido volver a cumplir al 100% a nivel de grupo (...) Eso apenas cambia la marca en el volumen agregado de producción de la OPEP", indicó el experto, señalando que los mercados esperaban un "mayor recorte de producción" por lo que previsiblemente los precios subirán.

El comunicado destaca que los países "deberán intentar recuperar el compromiso con los recortes del 100%". Hasta ahora, los recortes se estaban cumpliendo en un 152% por la caída de la producción en Venezuela, Nigeria, Angola e Irán. El dato de producción de mayo del cártel se quedó en 31,9 millones de barriles por día, lejos del objetivo marcado. 

A falta de que se cierren los flecos este sábado, el acuerdo podría dar cierta vía libre a Rusia para bombear más petróleo y buscar así ganar algo de cuota de mercado que le estaba siendo arrebatada por EEUU y otros países.

El ministro de Energía de Arabia Saudí, Khalid Al-Falih, ya había adelantado a la prensa, antes del comunicado que la organización y sus socios no pertenecientes al cártel, incluido Rusia, habían acordado aumentar la producción en un millón de barriles al día.

Por otro lado, Donald Trump, presidente de EEUU, ha animado la reunión con un tuit señalando que "espera que la OPEP incremente la producción de forma sustancial. ¡Es necesario mantener los precios bajos!", ha asegurado el presidente.

En otro orden,  los ministros de la OPEP han aceptado la petición de la República Democrática del Congo para incorporarse "con efectos inmediatos" al cártel, que eleva así a 15 el número de sus miembros.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud