Especial medio ambiente

Campofrío: creando valor sostenible

  • La compañía quiere generar valor en aspectos sociales, económicos y ambientales
Foto: Javier Garcia 'Jarcha'

Destacan varios estudios que los consumidores confían cada día más en las empresas socialmente comprometidas frente a las que no lo son. Conscientes de ello, Campofrío, empresa líder en elaborados cárnicos, y Campofrío Frescos, unidad de negocio de productos frescos -compañías de Sigma en Europa- llevan grabado en su ADN ese sentido de compromiso con una enorme responsabilidad, dedicando esfuerzos e inversión a numerosos proyectos en pro de la sociedad, la sostenibilidad y el cuidado de nuestro planeta.

En este sentido, en 2006 Sigma suscribió el Pacto Mundial, la iniciativa de la ONU que promueve el desarrollo social y económico, así como los valores universales. A través de 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), la compañía estableció una nueva hoja de ruta a seguir durante los próximos años para contribuir a la solución de los problemas sociales, económicos y ambientales de nuestro planeta, que permita a la compañía ser reconocida como un referente en sostenibilidad y en reputación social. La misión se puede resumir en el lema que les guía: "Nos comprometemos contigo".

Paulo Soares, director general de la región sur de Sigma en Europa, explica que "Campofrío ha realizado una firme apuesta por la innovación sostenible adaptándonos a las necesidades de los consumidores y a las tendencias actuales demandadas por la sociedad. Pero no solo lo hacemos mediante el desarrollo de nuevas gamas saludables, sino que también desarrollamos actuaciones para ayudar a los colectivos sociales más desfavorecidos, como las personas con discapacidad, en riesgo de exclusión o mayores".

"Asimismo, la estrategia de la compañía es desarrollar nuestra actividad productiva con soluciones sostenibles, por ejemplo en el envasado, con el fin de dar respuesta a la demanda por parte de los consumidores de una producción y un consumo responsables", subraya Soares.

Campofrío está presente en todos los canales de venta y segmentos de mercado, ofreciendo, al mismo tiempo, charcutería tradicional y moderna con productos adaptados a las necesidades y el estilo de vida de sus clientes: productos elaborados como jamón cocido, aves cocidos, salchichas, jamón curado, embutidos, pizzas, y comidas preparadas. Sigma produce y vende sus productos en ocho países europeos y exporta a más de 60 países de todo el mundo.

Uno de los activos de Campofrío es su extenso porfolio de marcas, que le permite conectar con los consumidores de una manera diferenciada. Unas marcas asociadas a unos valores que las han situado como líderes en sus respectivas categorías, explican en la compañía.

En los últimos años, la compañía ha apostado por la innovación dirigida a dar respuesta a la búsqueda de productos más saludables y, en concreto, a la tendencia que promueve el consumo alternativo a las proteínas animales, pero sin renunciar al consumo de carne o pescado. Bajo este paraguas, en 2017 Campofrío presentó Vegalia, una gama con productos 0% carne y 100% sabor, compuesta por loncheados, salchichas, pizzas y, recientemente completada con burgers, filetes vegetarianos y distintas recetas de hummus.

Campofrío Frescos es la unidad de frescos del grupo Sigma en Europa. Ubicada en Burgos, cuenta con uno de los complejos alimentarios más modernos de Europa, con capacidad para procesar más de 200.000 toneladas de carne porcina al año. En este complejo se encuentran integradas cuatro áreas independientes: sacrificio, despiece, fileteado y semielaborados.

"Somos conscientes de la importancia del respeto y la conservación del medio ambiente", dice Javier Dueñas

"En Campofrío Frescos somos conscientes de la importancia del respeto y la conservación del medio ambiente y trabajamos día a día para que esto sea una realidad. Por ello, a través del desarrollo de planes de Responsabilidad Social y Sostenibilidad queremos alcanzar desde el origen hasta el consumidor final, actuando sobre tres niveles: los sistemas de producción, los productos y las personas", afirma Javier Dueñas.

Campofrío Frescos siempre busca el desarrollo de productos sostenibles desde el origen. Trabaja con más de 850 granjas que contribuyen a la fijación de las familias en los entornos rurales. Asimismo, Campofrío Frescos cuenta en sus instalaciones con la certificación de Bienestar Animal Aenor Conform, siendo el primer productor de carne fresca de porcino de Castilla y León en lograr dicha certificación.

Además, los productos de Campofrío Frescos cuentan con el aval de Tierra de Sabor, un distintivo de garantía que permite identificar en el mercado productos agroalimentarios de calidad diferenciada producidos, elaborados o transformados en la Comunidad de Castilla y León.

Reducción del uso de plásticos

Campofrío ha sido también la primera empresa del sector en obtener el sello Ecosense, que certifica la recuperación y reciclado del plástico en sus instalaciones de Ólvega (Soria) donde envasa sus pizzas refrigeradas, producto del que se producen más de 36 millones de unidades al año.

Con este nuevo paso, Campofrío refuerza su línea de actuación haciendo visible su compromiso y contribución al objetivo establecido por la Estrategia Europea de Plásticos para que 10 millones de toneladas recicladas puedan incorporarse en nuevos productos en el mercado de la UE para el año 2025.

Asimismo, su firme compromiso por respetar los recursos naturales le ha valido a Campofrío el premio Lean&Green de la AECOC, convirtiéndose así en la primera empresa cárnica en lograr este galardón. Para conseguir este reconocimiento, Campofrío ha elaborado un plan de acción que tiene como objetivo reducir las emisiones de CO2 de su actividad logística al menos un 20% en los próximos cinco años.

Compromiso con la comunidad

José Antonio Ortuño, director de RSC de Sigma en Europa, explica que "en España, Sigma a través de Campofrío y Campofrío Frescos, se ha marcado como misión actuar como una empresa de alimentación responsable y comprometida, implementando prácticas de sostenibilidad que contribuyan a la reducción de nuestro impacto ambiental y al desarrollo positivo de las comunidades donde estamos presentes, de una manera transparente y colaborativa".

En este marco, la compañía desarrolla en su ciudad de origen la iniciativa Burgos se mueve que promueve el deporte y la vida activa. El programa incluye la promoción de dos entidades deportivas de la ciudad en un programa rotativo de dos años, así como el patrocinio de los Juegos Deportivos Escolares del Ayuntamiento de Burgos.

Para crear un entorno laboral más sostenible y positivo en la sociedad, Campofrío Frescos organiza en su centro de producción diversas actividades con los trabajadores y sus familias como el Día del Árbol, una jornada de convivencia durante la que se plan árboles en diferentes entornos.

La empresa tampoco se olvida de los mayores. Si en 2018 un 19% de la población española tenía más de 65 años, en 2033 se prevé que este porcentaje ascienda al 25%. Estos datos nos muestran que el envejecimiento activo es cada vez más importante y, por ello, la Fundación Juan Cruzado-Vértice Salud y Campofrío presentaron el proyecto Recetas para no olvidar, un libro que recoge el programa desarrollado en Málaga con el objetivo de promover, a través de la cocina tradicional, la autonomía y el envejecimiento saludable entre los mayores que presentan algún tipo de patología neurodegenerativa.

La compañía también trabaja con otros grupos en temas de voluntariado, normalización de discapacidad y la mejora de la accesibilidad

Dentro de sus numerosos proyectos de compromiso social, Campofrío ha firmado un convenio de colaboración con la Asociación para el Voluntariado Senior de Asesoramiento Empresarial (Secot) por el que los voluntarios de la asociación pondrán a disposición de estudiantes, empresarios y pymes de Burgos su experiencia empresarial para la realización de proyectos en las áreas de agroalimentación y hostelería. Este convenio forma parte de @Mayores, el programa de Campofrío que promueve el envejecimiento activo y saludable mediante, entre otras acciones, el aprovechamiento del conocimiento de los séniors en beneficio de los más jóvenes, y viceversa.

Asimismo, como parte de su compromiso con la diversidad y la inclusión, en 2013 la compañía puso en marcha el plan Normaliza, para promover la normalización de la discapacidad en sus actuaciones, en aspectos como la contratación de trabajadores con discapacidad o la mejora de la accesibilidad de sus instalaciones y productos.

"En los últimos años hemos avanzado considerablemente en nuestras actuaciones responsables como empresa, incorporando a la Responsabilidad Social como un elemento integral e integrador de nuestra cultura de compañía. Consolidar y adaptar estos avances a las demandas de la sociedad, y continuar implementando objetivos responsables serán nuestras prioridades para los próximos años", concluye el director general de la región sur de Sigma en Europa.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint