Energía

El Gobierno recorta 110 millones a la cogeneración tras prometerle ayudas

  • Ribera traslada al sector que publicará la nueva retribución del Recore esta semana
Teresa Ribera, ministra de Transición Ecológica. Foto: Europa Press.

El Ministerio de Transición Ecológica ultima los parámetros de retribución de la inversión para las renovables de los próximos dos años, una medida clave para que las empresas del sector pueden cerrar las cuentas del ejercicio.

El departamento de Teresa Ribera ha trasmitido a los agentes del sector que dará a conocer previsiblemente antes de acabar este mes los ingresos que recibirán todas las tecnologías verdes tras haber reducido los periodos para minimizar la entrada de liquidez en base a los precios reales del mercado y las estimaciones de futuro.

Esta medida incluirá también previsiblemente la retribución para la cogeneración en el año 2022 y debería servir para resolver un problema que, lejos de solucionarse, como prometió el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha vuelto a empeorar.

Demanda por daños

El Ministerio ha publicado esta semana la retribución de la cogeneración correspondiente a la operación y mantenimiento de la segunda mitad de 2020 y del año 2021 en la que se aplica un recorte de 110 millones de euros al sector y sigue sin hacerlo con la correspondiente a 2022, en la que el ajuste podría incrementarse en otros 40 millones de euros adicionales. La regulación además se publica apenas unos días antes del vencimiento del plazo que tenía el Gobierno -el 11 de noviembre- para eludir los contenciosos por daños y perjuicios que se pueden llevar a cabo tras el recurso por inactividad que había presentado el sector a la Secretaría de Estado de Energía por dejación de sus obligaciones.

Por el momento, Ribera sigue sin dar a conocer la retribución que van a recibir las cogeneraciones por este año 2022, lo que supone que los empresarios del sector no pueden decidir si entran en el mecanismo ibérico o siguen con la retribución regulada y tienen que adoptar una decisión antes del 1 de noviembre para acogerse a la solución que les había prometido Pedro Sánchez de aportar casi 1.000 millones tras haber tenido que acudir previamente a la Comisión Europea para pedir amparo.

Esta situación ha provocado que las empresas vuelvan a detener su producción, prácticamente la mitad de la cogeneración ha vuelto a parar y provoca un nuevo problema para algunos sectores intensivos en consumo de calor y electricidad.

Con dos tercios de plantas paradas en julio, agosto y septiembre, y tras recuperar un tercio en la primera quincena de octubre, el mecanismo de gas natural se ha atascado y la cogeneración se resiente.

La revisión de la retribución de las renovables y cogeneración se produce justo después de que España, al igual que Holanda y Francia, hayan decidido retirarse del tratado internacional de la Carta de la Energía. Este tratado trata de dar garantías jurídicas a los inversores para evitar revisiones retroactivas de sus retribuciones.

Recorte a la biomasa días antes de celebrar la nueva subasta

Appa Biomasa reclama que la nueva regulación del sector refleje el encarecimiento de los costes, incorporando una actualización de la retribución necesaria para la supervivencia del sector. El futuro de la biomasa se verá en grave riesgo si la normativa que lo regula no tiene en cuenta la difícil situación que atraviesa este sector renovable, ante la escalada desorbitada de precios. La nueva retribución -con recortes- se publica justo antes de la subasta que se celebrará hoy.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud