Energía

Greenalia deja el BME Growth tras la opa de exclusión de sus accionistas mayoritarios

  • Alcanzaron una aceptación del 83,02% de las acciones a las que se dirigía, representativas del 11,29% del capital de la compañía
Madrid

Greenalia abandona el BME Growth. El consejo de administración de Bolsas y Mercados Españoles (BME) ha acordado con efectos a partir de este jueves la exclusión de negociación en el mercado BME Growth, el mercado de valores español orientado a pymes en expansión, tras la opa de exclusión de los accionistas mayoritarios sobre la compañía.

El pasado mes de mayo, el consejero delegado de Greenalia, Manuel García, y su presidente, José María Castellano, presentaron una opa de exclusión por un importe de 17,5 euros por acción en efectivo para hacerse con el 13,59% de la compañía que no controlan, lo que valora el grupo de renovables en 388 millones de euros.

Alcanzaron una aceptación en su oferta del 83,02% de las acciones a las que se dirigía, representativas del 11,29% del capital de la compañía. De esta manera, García, que poseía ya un 81,2% del grupo a través de Smarttia, y Castellano, que controlaba un 5,2% por mediación de la sociedad Alazady, alcanzaron así casi el 98% del capital de la compañía. La oferta fue aceptada por accionistas titulares de 2.503 millones de acciones.

Parques en Lugo

El productor independiente de energía renovable invertirá 60 millones de euros en dos nuevos parques en Lugo, cuya construcción está ya sometida a información pública. Las instalaciones de Restelo y Monteiro suman 75 MW.

Implicarán más de 1 millón en tasas e impuestos para los ayuntamientos y producirán "energía verde equivalente al consumo de más de 55.000 familias" y "evitarán 40.000 toneladas de CO2 a la atmósfera", según indicó la compañía en un comunicado.

El parque eólico Restelo, de 42 MW, está previsto en A Fonsagrada, Baleira y Becerreá. Mientras, el parque Monteiro, de 33,6 MW, se instalará entre los ayuntamientos de Baralla, Baleira y Becerreá.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.