Empresas y finanzas

ArcelorMittal anuncia más paradas en Avilés (Asturias) por la caída de pedidos

  • La decisión se suma al ERTE de siete días en el primer trimestre
Foto: Archivo

ArcelorMittal programará paradas en varias instalaciones del departamento de Hojalata de su fábrica de Avilés (Asturias) por la caída de pedidos, en una medida que se une al Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) de siete días aplicado a 1.624 trabajadores de la jornada normal, según han informado a Efe fuentes de la siderúrgica.

Las paradas afectarán al Decapado, el próximo lunes; al Tandem 2 (del 13 al 15 de enero, ambos inclusive); Limpieza Electrolítica y Recocido Continuo (del 15 al 18 de enero, ambos inclusive); Tamper (el 16 y el 17 de enero); LH2 (del 16 al 20 de enero, ambos inclusive), y Calidad (del 15 al 17 de enero, ambos incluidos), informa la empresa.

Esta decisión, que se suma al ERTE programado para siete días del primer trimestre del año, afectará a todos los trabajadores de los referidos departamentos de la acería avilesina.

El pasado 26 de diciembre, ArcelorMittal anunciaba la aplicación de un ERTE de siete días a 1.624 trabajadores de la jornada normal por la "incertidumbre económica" provocada por varios condicionantes.

El ERTE se aplicará concretamente los días 18 y 25 de enero, el 1 y el 15 de febrero y el 1, el 15 y el 29 de marzo.

Las causas aducidas son el elevado nivel de importaciones en la UE, como el incremento sustancial de acero proveniente de Turquía, y la baja de demanda del sector del automóvil.

También tuvo peso en la decisión multinacional del acero la incertidumbre económica derivada del Brexit y el incremento de costes vinculados a los derechos de emisión de dióxido de carbono (CO2), entre otros condicionantes.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.