Empresas y finanzas

Endesa, en máximos, vuelve a estar entre las diez grandes del Ibex 35

  • La subida del valor en bolsa ha mermado la rentabilidad del dividendo
Foto de archivo

Los títulos de Endesa se disparan ya un 22% en los dos últimos meses y se quedan al filo de los 21 euros. La eléctrica vuelve a situarse entre las 10 compañías más grandes del Ibex por valor bursátil, algo que no conseguía desde esa misma fecha. Al cierre de este miércoles, su valor en bolsa alcanzaba los 22.096 millones de euros, lo que la sitúa como la novena firma del índice, por detrás de Repsol y superando a Aena. Las energéticas se están comportando mejor que el Ibex 35 en las últimas jornadas.

Mientras que la empresa cotiza en máximos de junio de 2017, comparables como Iberdrola o Naturgy siguen por debajo de sus altos de este mismo año a pesar del acelerón que ambas han experimentado en las últimas sesiones. Las que sí acompañan a Endesa en esa zona de máximos son las transportistas Enagás y Red Eléctrica, que, al igual que ella, han recuperado niveles de hace año y medio, en un movimiento que fuentes del sector atribuyen a la búsqueda de refugios en un mercado incierto.

Todo el sector eléctrico se cuela entre los valores más alcistas en 2018, aunque las alzas las encabeza Naturgy, cuya revalorización en el año supera el 20%; la segunda es Acciona, que sube más de un 18%, y en tercer lugar está Endesa, con un alza de más del 17%.

Felipe López-Gálvez, de Self Bank, explica los motivos que pueden estar detrás de este comportamiento de las utilities, más allá de su característica de valor defensivo "en un momento en el que parte del mercado está descontando una recesión en los próximos dos o tres años". El analista destaca que, dado que se trata de compañías que requieren un elevado endeudamiento, "la rebaja de la prima de riesgo española en los últimos días se traduce en un descenso de las rentabilidades que exigen los inversores a la deuda de las empresas españolas".

Endesa, controlada en un 70,1% por la italiana Enel, sorprendió el pasado 21 de noviembre al anunciar un recorte del payout (porcentaje del beneficio destinado al pago de dividendos) del 100 por cien al 80% a partir de 2021. Su objetivo, aclaró el grupo, es el de crecer en renovables, decisión que los analistas ven lógica para una compañía que tiene ya muy poca capacidad de crecimiento en su negocio actual. De ahí ese recorte del payout y el aumento del capex (inversión en activos productivos), del 28%, que anunció con motivo de la actualización de su plan estratégico hace unas semanas.

La subida del valor en bolsa ha mermado la rentabilidad de los pagos de la compañía, que siempre ha sido su principal fortaleza para los inversores. Según los pronósticos de beneficio del grupo, los pagos con cargo al presente ejercicio arrojan un 6,3%; los de 2019, un 6,8%; y los de 2020, un 7,2%. Los que reparta con su beneficio de 2021, ya con el recorte del payout al 80%, ofrecen un 6,5% (hace tres semanas, alcanzaban el 6,9%).

comentarios1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Bolsista Profesional
A Favor
En Contra

Las acciones de Endesa han subido más de un veinte por ciento en sólo dos meses, y es por dicho motivo, que lo más lógico y lo más normal es que bajen más de un diez por ciento, para que quienes las han hecho subir recojan los beneficios obtenidos, y vuelvan a comprar las acciones de Endesa a un precio más bajo del que las vendieron.

Puntuación -1
#1