Empresas y finanzas

¿Puede crecer Repsol si reparte el 85% de su beneficio en dividendos?

Repsol YPF rebajará el dividendo de este año un 19%, hasta los 85 céntimos por acción. La decisión, que se corroborará en el consejo de administración del próximo mes de diciembre, cuenta, tal y como adelantó elEconomista, con el respaldo de Criteria y de Pemex, frente a la petición de Sacyr de que se mantengan los 1,05 euros que se pagaron el año pasado.

La propuesta del presidente de la petrolera, Antonio Brufau, está en consonancia con lo anunciado por la compañía, que siempre indicó que su intención era que la retribución al accionista siguiera la marcha de los resultados del grupo.

La petrolera ha dado a conocer hoy los resultados, que han mostrado un descenso del beneficio del 55,4%. Los motivos son claros: la caída de los precios del crudo, la fuerte bajada de los márgenes de refino, la mala marcha de las actividades de refino y la fuerte caída del consumo. Esta contracción del crecimiento estará en línea con la registrada por el resto de las principales petroleras.

Con este escenario, si Brufau decidiera pagar el dividendo que pide Sacyr (SYV.MC) podría llegar a alcanzar un 'pay out' de hasta el 92% en el peor de los casos o del 80% en el mejor, lo que supone dejar a la petrolera sin recursos para afrontar sus inversiones futuras o para reducir su nivel de endeudamiento, incrementado por el efecto de la adquisición de Unión Fenosa (UNF.MC) por parte de Gas Natural (GAS.MC).

La petrolera tiene en su haber proyectos de inversión que únicamente en Brasil ascienden a los 10.000 millones de euros para la próxima década.

Sacyr ha propuesto en el consejo de administración de la petrolera que se frenen las inversiones en el área de refino, concretamente, en Cartagena -donde la empresa tiene previsto invertir 3.000 millones de euros- y en el País Vasco. Se ha barajado también la posibilidad de buscar socios para las inversiones en exploración, el principal vector de crecimiento para los próximos años, pero la dirección de la petrolera siempre lo ha rechazado, porque consideran que va en contra de su crecimiento futuro.

El dividendo propuesto por Repsol (REP.MC), además, es suficiente para que Sacyr pueda hacer frente a los costes financieros del crédito que pidió para entrar en la petrolera, pero no le servirá para pagar el resto de deuda. Del Rivero tenía en el primer semestre de este año una deuda financiera neta de 11.590 millones, frente a los 14.512 millones que tenía en el mismo periodo del año anterior. La compañía que preside Del Rivero ha ido, poco a poco, reduciendo su apalancamiento; pero sigue teniendo una parte importante con vencimientos en 2011.

Según los últimos datos de la constructora, el crédito de Repsol asciende a 5.036 millones, frente a los 5.079 con los que había acabado el año 2008, es decir, que gracias al dividendo pagó los intereses y amortizó parte del principal. Sacyr se encuentra en estos momentos en plena renegociación de su deuda. Para ello, cuenta con el asesoramiento de Lazard. Entre las propuestas que tiene sobre la mesa, Luis del Rivero figura la posibilidad de realizar una segunda hipoteca sobre la Torre Sacyr así como la constitución de un tipo de inmobiliarias malas que le permitiera reducir su deuda.

Criteria <:CRI.MC:>, la sociedad de participadas de La Caixa, indicó ayer que "no entra" en cuestiones internas de gestión en Repsol y "asume todas las decisiones" del Consejo de Administración y añadió que en cada momento hace "lo que cree que debe hacer desde su absoluta independencia de actuación".

Las fuentes de La Caixa subrayaron que, como en otras participadas del grupo, el único interés de Criteria en Repsol es "la buena marcha de la compañía, su crecimiento y su rentabilidad en beneficio del conjunto de todos sus accionistas, empleados y de la sociedad en general". Ahorro Corporación indicó que Repsol no "malvenderá" activos ni reducirá su presencia estratégica para no rebajar el dividendo. "Sería una mala gestión no apostar por el futuro".

comentarios4WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 4

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Antonio Perez
A Favor
En Contra

Evidentemente, como escribía antes un lector, la caída de resultados no ha estado en línea con el sector, sino que ha sido mucho peor.

"En Repsol llevan cayendo todos los años los resultados (operativos y neto ajustado), las reservas y la producción desde que entró la actual dirección. Ya que comparas en tu articulo Repsol con Chevron, BP o ENI, quizás deberías hacer una comparación con un poco mas de perspectiva. Repsol ha ganado en este trimestre, sin extraordinarios ni efecto inventarios, 279 millones de euros, un 61% inferior al del año anterior, con una producción de 893.000 barriles/día, un 8% inferior. El problema no es la evolución de Repsol con respecto al último trimestre sino lo que ha hecho en esta década comparado con el resto de petroleras. En el tercer trimestre de 2000, Chevron ganó 1.531 millones de dólares y produjo 1.588.000 barriles/día, mientras que en el tercer trimestre de 2009, Chevron ganó 3.831 millones de dólares (150% de subida en 9 años) y produjo 2.701.000 barriles/día (70% de subida). En el caso de BP, en el tercer trimestre de 2000 ganó 3.058 millones de dólares y produjo 1.902.000 barriles/día, mientras que en el tercer trimestre de 2009, BP ganó 4.981 millones de dólares (63% de subida) y produjo 3.917.000 barriles/día (106% de subida). Por último, en el ENI los incrementos son más modestos. En el tercer trimestre de 2000, ENI ganó 1.205 millones de euros y produjo 1.172.000 barriles/día, mientras que en el tercer trimestre de 2009, ENI ganó 1.401 millones de euros (solo 16% de subida) y produjo 1.678.000 barriles/día (43% de subida). En otras compañías que tú no mencionas, como BG, el incremento de resultados en el mismo periodo supera el 400% y la producción el 250%. Frente a esto, podemos ver lo que ha hecho Repsol desde 2000. En el tercer trimestre de 2000, Repsol ganó 920 millones de euros y produjo 1.021.000 barriles/día, mientras que en el tercer trimestre de 2009, como decíamos antes, Repsol ganó 279 millones de euros (70% de caída en 9 años) y produjo 893.000 barriles/día (13% de caída). Además de ser los peores resultados trimestrales y la primera vez que la producción cae por debajo de los 900.000 barriles en los últimos diez años, es la única compañía del sector que en diez años, con el precio del crudo tres veces más caro y el margen de refino en los mismos niveles, ha reducido su resultado y su producción. Y una caída del 70% en el resultado en diez años, cuando la media del resto de compañías integradas ha incrementado en más de un 100%, es completamente injustificable. Y el problema no son solo los resultados, sino la complacencia del equipo directivo al ver como se hunde la compañía, y la falta de actuación de la empresa. Los costes se están disparando, y la rentabilidad sobre capital empleado está por debajo del 6% en el año, frente a una media sectorial superior al 15% (el año pasado tuvo una rentabilidad del 10% frente a una media sectorial del 28%), con un perfil de riesgo muchísimo mayor que sus competidores. Llevan anunciando ventas de activos como YPF desde comienzos del 2006 y todavía no se ha encontrado “el momento adecuado” (¿cuál es el momento adecuado?). Sinceramente, la compañía tiene muchos problemas, pero la gestión no hace más que agravarlos. No soy más partidario del Sr. Del Rivero que del Sr. Brufau, pero al menos el primero arriesga su dinero, y entiendo que tiene algo que decir sobre una gestión manifiestamente mejorable."

"En Repsol llevan cayendo todos los años los resultados (operativos y neto ajustado), las reservas y la producción desde que entró la actual dirección. Ya que comparas en tu articulo Repsol con Chevron, BP o ENI, quizás deberías hacer una comparación con un poco mas de perspectiva. Repsol ha ganado en este trimestre, sin extraordinarios ni efecto inventarios, 279 millones de euros, un 61% inferior al del año anterior, con una producción de 893.000 barriles/día, un 8% inferior. El problema no es la evolución de Repsol con respecto al último trimestre sino lo que ha hecho en esta década comparado con el resto de petroleras. En el tercer trimestre de 2000, Chevron ganó 1.531 millones de dólares y produjo 1.588.000 barriles/día, mientras que en el tercer trimestre de 2009, Chevron ganó 3.831 millones de dólares (150% de subida en 9 años) y produjo 2.701.000 barriles/día (70% de subida). En el caso de BP, en el tercer trimestre de 2000 ganó 3.058 millones de dólares y produjo 1.902.000 barriles/día, mientras que en el tercer trimestre de 2009, BP ganó 4.981 millones de dólares (63% de subida) y produjo 3.917.000 barriles/día (106% de subida). Por último, en el ENI los incrementos son más modestos. En el tercer trimestre de 2000, ENI ganó 1.205 millones de euros y produjo 1.172.000 barriles/día, mientras que en el tercer trimestre de 2009, ENI ganó 1.401 millones de euros (solo 16% de subida) y produjo 1.678.000 barriles/día (43% de subida). En otras compañías que tú no mencionas, como BG, el incremento de resultados en el mismo periodo supera el 400% y la producción el 250%. Frente a esto, podemos ver lo que ha hecho Repsol desde 2000. En el tercer trimestre de 2000, Repsol ganó 920 millones de euros y produjo 1.021.000 barriles/día, mientras que en el tercer trimestre de 2009, como decíamos antes, Repsol ganó 279 millones de euros (70% de caída en 9 años) y produjo 893.000 barriles/día (13% de caída). Además de ser los peores resultados trimestrales y la primera vez que la producción cae por debajo de los 900.000 barriles en los últimos diez años, es la única compañía del sector que en diez años, con el precio del crudo tres veces más caro y el margen de refino en los mismos niveles, ha reducido su resultado y su producción. Y una caída del 70% en el resultado en diez años, cuando la media del resto de compañías integradas ha incrementado en más de un 100%, es completamente injustificable. Y el problema no son solo los resultados, sino la complacencia del equipo directivo al ver como se hunde la compañía, y la falta de actuación de la empresa. Los costes se están disparando, y la rentabilidad sobre capital empleado está por debajo del 6% en el año, frente a una media sectorial superior al 15% (el año pasado tuvo una rentabilidad del 10% frente a una media sectorial del 28%), con un perfil de riesgo muchísimo mayor que sus competidores. Llevan anunciando ventas de activos como YPF desde comienzos del 2006 y todavía no se ha encontrado “el momento adecuado” (¿cuál es el momento adecuado?). Sinceramente, la compañía tiene muchos problemas, pero la gestión no hace más que agravarlos. No soy más partidario del Sr. Del Rivero que del Sr. Brufau, pero al menos el primero arriesga su dinero, y entiendo que tiene algo que decir sobre una gestión manifiestamente mejorable."

Puntuación 8
#1
Julio Pared
A Favor
En Contra

La estrategia que el Sr. Brufua presentó a la Junta de Accionistas el año pasado decía que la compañía iba a triplicar el beneficio hasta el 2012, siempre que el un precio del crudo se mantuviera en 55 dólares, que iba a generar más de 41.000 millones de euros de cash-flow y que iba a obtener 6.000 millones de euros en desinversiones. En total, 47.000 millones que serían destinados a inversiones y dividendos. Además dijo que el dividendo crecería en línea con el aumento de resultados, con ún minimo de dos dígitos por año, es decir, más del 10% anual. En el año 2008, con un precio del crudo (100 dólares) que doblaba al requerido, el dividendo subió solo un 5%. En este año, en que el precio del crudo está por encima de 55 (60 dólares hasta noviembre), quiere recortar el dividendo en un 20%.

Si el Sr. Brufau se cree su estrategia, le daría igual repartir este año 1.100 ó 1.300 millones de dividendo, porque 200 millones no son nada comparados con una generación de caja esperada de 47.000 millones. No llega ni al 0,4%. Si no quiere repartir el dividendo, incumpliendo su compromiso, es porque no confía en su propia estrategia. Y si el no cree en su estrategia, ¿por qué habrían de confiar más los accionistas mayoritarios?

¿Como funciona esto?. En el segundo año del plan estrategico incumples sobradamente todos tus objetivos operativos, económicos y financieros, ¿y tus accionistas tienen que confiar en que los vas a lograr en el 2012?. Si alguien es capaz de predecir que va a triplicar el resultado con el barril a 55 y realmente lo divide a menos de la mitad con el barril a 60, no merece la confianza de sus accionistas.

Puntuación 5
#2
Antonio Perez
A Favor
En Contra

Abundando en lo anterior y por no comparar solo con compañías petroleras, se puede ver la evolución de Repsol frente a otras compañías españolas en el mismo periodo. En el tercer trimestre de 2000, Repsol ganó dos veces y media más que Telefónica, un 50% más que el banco Santander o cuatro veces más que Iberdrola. En el tercer trimestre de 2009, Repsol ha ganado una séptima parte de lo que ha ganado Telefónica, una octava parte que el Banco Santander o la mitad que Iberdrola. Es decir la relación de beneficios de Repsol con Telefónica ha empeorado en 18 veces, con el Santander en 12 veces y con Iberdrola en 8 veces, con el agravante que el sector petrolero ha sido el que mayor incremento de resultados ha tenido en la última década, apoyado por un entorno macro muy favorable. Si los accionistas de Repsol no se quejaran, estarían locos.

Puntuación 3
#3
Luis Antolin
A Favor
En Contra

En respuesta a la pregunta que haces en este artículo, mi respuesta es: No lo sé, Rubén. No se si puede crecer si reparte el 85% de los beneficios, ni si reparte el 50%, ni si reparte el 30%. Según la argumentación que despliegas en el artículo repartir ese dividendo "supone dejar a la petrolera sin recursos para afrontar sus inversiones futuras o para reducir su nivel de endeudamiento". Según esta extraña teoría, ninguna compañía debería pagar ningún dividendo, dado que si lo paga está estrangulando sus posibilidades de crecimiento y poniendo en riesgo su equilibrio financiero.

Sin embargo, como cualquiera sabe, el fin último de cada compañía es ganar dinero y repartir el máximo dividendo posible. Según tú, Rubén, los gestores de Repsol saben mejor como gastar el dinero que los accionistas de la compañía. Típico argumento de burocrata que siempre piensa que el va a gastar el dinero mejor que sus legítimos propietarios, los accionistas (o los ciudadanos cuando hablamos de la administración estatal).

Para no repartir dividendo, Rubén, tienes que demostrar a tus accionistas que ese dinero reinvertido va a dar mas rentabilidad en la empresa que en sus bolsillos. Difícil en el caso de Repsol, que tiene el triste record de ser la empresa petrolera con menor rentabilidad del capital empleado, un 6%, frente a una media de competidores cercana al 20%.

¿Tú le darías dinero a una empresa para que invirtiera en un negocio de riesgo como el petrolero y en países tan complicados como Venezuela, Bolivia o Ecuador para tener una rentabilidad del 6%? Si compraras bonos estatales de cualquiera de esos países tendrías rentabilidades implícitas del 30%, con un riesgo infinitamente menor. ¿Que accionista sensato va a invertir en el negocio petrolero de Venezuela o Bolivia con una rentabilidad del 6%?

Puntuación 3
#4