Empresas y finanzas

Carlyle compra Altadia a Lone Star por más de 1.900 millones

  • Lone Star triplica su inversión logrando jugosas plusvalías con la azulejera castellonense
  • Carlyle ultima también la venta de Cupa por unos 500 millones

El private equity estadounidense Carlyle ha acordado la compra de Altadia (antigua Esmalglass-Ítaca), el mayor fabricante de materiales para la industria del azulejo, al fondo norteamericano Lone Star Funds por más de 1.900 millones de euros, lo que implica un múltiplo de 9,5 veces ebitda. La operación pone fin a uno de los procesos más competitivos del año protagonizado por el capital riesgo en España. Finalmente, el gigante estadounidense ha logrado imponerse en la dura subasta a otros fondos de capital riesgo como Apollo, CVC, PAI Partners, Platinum Equity e ICG. La adquisición, pendiente todavía de las autorizaciones regulatorias, se completará durante el primer semestre de 2022. Pérez-Llorca, Latham & Watkins y PwC han sido los asesores de Carlyle en la operación, mientras que Uría Menéndez y Weil Gotshal han apoyado a Lone Star en el proceso.

En esta nueva etapa, Carlyle se asociará con el actual equipo directivo de Altadia, liderado por Vicente Bagán y Antonio Blasco, socios fundadores de Ítaca, para seguir impulsando el crecimiento del grupo. 

Altadia es líder mundial en el suministro de materiales para la industria del azulejo. Con 3.700 empleados y sede en Villareal (Castellón), pertenecía a Lone Star desde 2017. El fondo norteamericano compró la compañía a otros dos private equities, Investcorp, la firma de Bahrein, y el británico ICG por 605 millones de euros, por lo que con la venta ha triplicado su inversión inicial, logrando jugosas plusvalías. Sustentan el precio de venta de Altadia unas previsiones de ebitda (resultado bruto de explotación) de 199 millones de euros en 2021, junto a sinergias de costes por importe de 40 millones de euros derivadas de la adquisición de Rocher, la división cerámica de Ferro, cuya integración finalizará el año próximo.

Puja en curso

El propio Carlyle ultima también la venta de la pizarrera gallega Cupa por unos 500 millones de euros, proceso aún en curso. La compañía, adquirida 2016 junto al equipo directivo, implicó un desembolso para el fondo estadounidense 170 millones de euros. Según fuentes del mercado, la francesa Edilians, en manos del fondo estadounidense Lone Star, se habría caído de la puja en curso allanando el camino a Brookfield.

Alex Wagenberg, Managing Director en Carlyle Europe Partners, ha señalado que "Altadia nos ha resultado especialmente atractiva tanto por su sólida trayectoria en el lanzamiento de productos y tecnologías innovadoras y exitosas, así como su posición de liderazgo en un mercado en crecimiento, como es el de pavimentos y revestimientos cerámicos. Además, el grupo ha realizado inversiones en materia de innovación y sostenibilidad que la hacen especialmente interesante".

Por su parte, Vicente Bagán, CEO de Altadia, ha destacado que "en los últimos cuatro años, el grupo ha logrado transformarse en un líder global en su sector, gracias al fuerte espíritu emprendedor de la compañía, a su oferta única de servicios y a sus sólidas relaciones con una base de clientes altamente diversificada y global. Queremos agradecer a Lone Star su apoyo, especialmente durante la fusión de Ferro con Esmalglass, ya que hemos trabajado en el posicionamiento de la compañía para lograr un crecimiento sostenible en el futuro".

Altadia inicia así una nueva etapa de crecimiento, otra más, de la mano del capital privado. "Para nosotros es un placer contar con un socio como Carlyle para seguir avanzando en nuestros objetivos estratégicos de crecimiento", ha añadido Bagán.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin