Empresas y finanzas

Bloom Gourmet logra su objetivo de facturación en plena pandemia

  • Desde su nacimiento registra 800 pedidos, aproximadamente
  • Lanza una nueva línea de negocio a través de una suscripción mensual
Cesta de Navidad de Bloom Gourmet

En medio de la crisis sanitaria, Internet se ha convertido, más aún, en un escaparate de oportunidad para el nacimiento de nuevos negocios. Este ha sido el caso de Bloom Gourmet, un e-commerce online que ofrece distintos tipos de cestas personalizables y opciones ya preparadas con productos gourmet y especiales, con el objetivo de ofrecer un regalo diferente.

La firma nació coincidiendo con las primeras fases tras el confinamiento y con la economía aún medio paralizada. "Tenía previsto el lanzamiento justo cuando nos confinaron y como no había demasiada información, tomé la decisión de paralizarlo para no poner en riesgo la salud de nadie (transportistas, proveedores y clientes). Al cabo de unas semanas, cuando ya se tenía más información y especialmente medios para poder garantizar la seguridad de todos los implicados, decidí reactivarlo todo para lanzar el proyecto", explica Mónica López, fundadora de Bloom Gourmet.

Y fue precisamente ese contexto lo que animó todavía más a su fundadora en el lanzamiento del negocio, porque siguen ocurriendo acontecimientos que celebrar y "necesitamos esos pequeños detalles que nos hagan disfrutar los momentos. Además, estamos aprendiendo a convivir con este virus y ya disponemos de los materiales esenciales para la protección, así que poco a poco y con precaución tendremos que ir volviendo a activar la economía", apunta. Bloom Gourmet ha logrado una facturación de 50.000 euros en su primer año de vida, así, cumple su objetivo en plena pandemia. López señala que "al hacer el lanzamiento en pandemia fui conservadora con los objetivos y me alegra saber que se cumplieron en gran parte gracias a la campaña de Navidad y a las empresas que confiaron en el proyecto y que, según su feedback, quedaron muy contentos".

"Creo que estamos en un momento en el que debemos mimarnos y darnos algún capricho. De esta forma, facilitamos el hacerlo y recibir una sorpresa cada mes"

Desde su nacimiento, se han registrado aproximadamente 800 pedidos. El volumen de pedidos ha ido variando en función de la época del año, destacando fechas señaladas como el día del padre, San Valentín o Navidad. Esta última ha sido su temporada más alta, registrando pedidos tanto de particulares como de empresas. Y es que, además de la oferta para particulares, Bloom Gourmet ofrece servicio a empresas para las que crean cestas personalizadas por diferentes motivos (nuevas incorporaciones, Navidad, jubilaciones o aniversario de la empresa, entre otros) en las que pueden incluir el logo o material corporativo o pueden disponer de las cestas ya preparadas que ofrecen en su página web.

Un año después de su nacimiento, Bloom Gourmet ha lanzado una nueva línea de negocio que consiste en una suscripción mensual que permite recibir una cesta regalo cada mes con productos artesanales y de máxima calidad. Tal y como explica la fundadora de la firma, esta nueva línea de negocio surge porque "el 90% de nuestros clientes son personas a las que les encantan nuestras cestas pero las regalan a otros. Creo que estamos en un momento en el que debemos mimarnos y darnos algún capricho. De esta forma, facilitamos el hacerlo y recibir una sorpresa cada mes".

Ofrece tres modalidades de suscripción mensual que van desde 60 a 120 euros

En este formato, Bloom Gourmet ofrece tres modalidades de suscripción. La opción Basic contiene entre 5 y 8 productos por un precio de 60 euros. La segunda es la modalidad Gourmet, en la que se ofrecen con entre 7 y 10 productos por 90 euros y en tercer lugar la opción Delicatessen, que lleva entre 9 y 12 productos con un coste de 120 euros (número de productos aproximado). A la semana siguiente de dar de alta la suscripción se recibe la primera cesta y, posteriormente, cada mes, sobre la misma fecha, llega una nueva cesta gourmet. Además, este servicio se adapta según las alergias o intolerancias, así como a gustos y preferencias.

"Todas son cestas diferentes con una cuidadosa selección de productos temáticos de región, de país, artículos novedosos, elaboraciones limitadas, etc. Tenemos en cuenta los gustos, alergias y tipos de alimentación de cada cliente y vamos variando la presentación para que no siempre sean capazos y sea packaging atractivo, en línea con la filosofía y estética de Bloom Gourmet, y sobre todo, que puedan ser reutilizables", explica la fundadora. Desde su reciente estreno, López señala que ya se están recibiendo las primeras solicitudes de suscripción y esperan en las siguientes semanas "llevar a cabo todo el plan de comunicación e ir incrementando estas suscripciones".

Los planes de crecimiento

En su primer año de vida, y en plena pandemia, la facturación de Bloom Gourmet ha sido de 50.000 euros. Entre sus planes a corto plazo, se marca como objetivo para este ejercicio duplicar dicha cifra. Con ello, Bloom Gourmet pretende reinvertir los beneficios en el crecimiento de la propia empresa, "tanto en equipo, infraestructura, comunicación y en mejoras orientadas al cliente como la experiencia web", tal y como señala su fundadora, Mónica López.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin