Empresas y finanzas

March, a contracorriente de la banca: crea empleo para elevar más de un 20% sus clientes

  • La entidad gana un 44% menos por el impacto de Corporación Alba
  • Dota 10 millones de provisiones extra contra la pandemia

Banca March cerró 2020 con una posición sólida pese a la complejidad del entorno y aprovechó el año para continuar con su estrategia claramente diferenciadora y reforzar su plan estratégico hasta 2022. La entidad, que redujo un 64% su beneficio por el efecto de su participación en Corporación Alba, por el impacto de las divisas y por la provisión extra para futura morosidad por la pandemia, elevó su plantilla en más de 40 personas, a diferencia de la destrucción de personal que está sufriendo el sector en su conjunto con el objetivo de poder aumentar su negocio y clientes en los próximos ejercicios.

El consejero delegado de la entidad, José Luis Acea, subraya que la intención de la entidad es continuar con nuevas incorporaciones en función de las necesidades que se vayan viendo, porque su modelo de asesoramiento necesita la relación persona a persona, ya sea en una oficina o por los canales a distancia. En la actualidad, la plantilla del banco se sitúa en casi 1.400 trabajadores y la del grupo, incorporando Alba, a 1.850.

El resultado de Banca March fue de 69,7 millones, con una caída del 44%, aunque el de la actividad bancaria alcanzó los 87,3 millones (un 16% menos que en 2019) gracias a que la actividad creció y la tasa de morosidad bajó hasta el 1,62%, que contrasta con el 4,5% del sistema, a pesar de que la entidad cuenta con una exposición a Baleares y Canarias del 30%, dos de las regiones más afectadas por la pandemia.

Acea remarca que estos datos, unido a la mejora del ratio de capital hasta más del 18,4%, permiten a Banca March entrar en la fase de recuperación con una "base sólida". Reconoce que habrá subida de la morosidad y que la incertidumbre todavía es grande, pero añade que el banco está preparado para afrontar la situación gracias a la gestión prudente.

El propósito del grupo es seguir afianzando su base de clientes, principalmente en el mundo empresarial y en el segmento de altos patrimonios y se ha marcado el objetivo incrementar los usuarios en al menos un 20%. En concreto espera que en 2022 en empresas sea un 20% superior; en banca privada, un 30%; y en gestión de activos, también un 30%. Con ello, pretende que los ingresos por servicios bancarios (que representan ya el 68% de su negocio) hayan aumentado un 17%.

Estos niveles de captación serán inferiores a los establecidos en su anterior plan, pero el entorno económico han obligado a Banca March a ser menos ambicioso por el momento.

En 2020, la entidad hace hincapié en que, por ejemplo, en banca privada incrementó sus clientes en un 7,5%, un porcentaje que escaló al 9,5% en Banca Comercial y que se quedó en el 5% en Grandes Corporaciones.

Unidad de Turismo

Banca March, con el fin de anticiparse a los efectos de la crisis, lanzó el ejercicio pasado una unidad de Turismo y Hostelería, para monitorizar las consecuencias y poder aportar soluciones a estos sectores. También siguió reforzando su modelo de lanzar vehículos de coinversión en el campo del capital privado y prosiguió con la política de aumentar la gestión discrecional de carteras en fondos de inversión.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin