Empresas y finanzas

El Gobierno subsana el 'olvido' de declarar "servicio esencial" el suministro de agua

  • Las empresas han detectado problemas logísticos menores en la cadena industrial
  • Las patronales publican guías para orientar las labores del potabilización y depuración

El Gobierno va a subsanar el error de haber olvidado declarar en la normativa para hacer frente a la crisis del Covid-19 que el abastecimiento y la depuración de agua son servicios esenciales. Lo hará para garantizar "los niveles de salubridad e higiene", según ha declarado el ministro de Sanidad, Salvador Illa, durante su rueda de prensa de este mediodía.

La medida se ha acordado en colaboración con el Ministerio para la Transición Ecológica (Miteco), competente en materia de aguas, y ante las peticiones de las patronales del sector, la Asociación Española de Abastecimientos de Agua y Saneamiento (AEAS) y la Asociación Española de Empresas Gestoras de los Servicios de Agua Urbana (AGA).

Estas dos patronales han detectado algunos problemas a la hora de garantizar la prestación de los servicios del ciclo urbano del agua -fundamentales para prevenir enfermedades- y no quieren que estos inconvenientes puedan pasar a mayores.

Ambas entidades remitieron una carta la semana pasada al Ministerio de Sanidad y al Miteco informando de que en el Real Decreto-ley 8/2020, que declara el estado de emergencia, no identifica explícitamente los servicios del agua como "esenciales", aunque establezca la prohibición de cortarlos por impago, y advirtiendo de que los operarios de las empresas estaban encontrando obstáculos para cumplir sus funciones.

Por ejemplo, estos problemas han afectado, muy puntualmente, a la remisión de muestras de agua a los laboratorios para comprobar su calidad, o a los desplazamientos que afectan a más de un especialista. Por eso las patronales ponen el acento en garantizar la logística de toda la cadena de valor industrial, para que no se produzcan interrupciones en los servicios.

Previsiblemente, la consideración de los servicios del agua urbana como esenciales se adoptará en el Consejo de Ministros de mañana.

Guías orientativas

Las dos patronales acaban de elaborar y poner a disposición del público tres documentos para facilitar los servicios del ciclo urbano del agua, que desarrollan unas 2.500 entidades. Se trata de unas bases para elaborar un plan de contingencias y dos propuestas de medidas para adoptar en las instalaciones de potabilización de agua y en las de depuración de aguas residuales.

El primero abarca elementos básicos, como la coordinación con la Administración sanitaria, y otros más delicados, como la identificación de los procesos esenciales y los puestos laborales críticos en cada uno de ellos, o las prácticas generales más adecuadas para desempeñarlos correctamente y sin riesgos.

Los otros dos relacionan prácticas concretas para garantizar la prestación de los servicios atendiendo a las restricciones imperantes, como la supresión de todas las obras que no sean absolutamente imprescindibles para el funcionamiento de las instalaciones o el establecimiento de turnos de reserva de los operarios.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin