Empresas y finanzas

El coronavirus obliga a posponer el mayor evento inmobiliario en España: SIMA se celebrará en noviembre

  • La organización cambia las fechas previstas para mayo a la segunda semana de noviembre

La crisis del coronavirus afecta también al mercado inmobiliario español. Según confirman distintas fuentes del sector a elEconomista, la feria de referencia inmobiliaria en España que se organiza en Madrid, SIMA, se cancela para las fechas previstas entre los días 7 y 10 del próximo mes de mayo.

El organizador del evento, Planner ha anunciado que las ediciones 2020 de SIMA y SIMAPRO, el evento B2B más importante del sector, cambian su fecha de celebración a la segunda semana de noviembre. En concreto, SIMAPRO tendrá lugar del 11 al 13 de noviembre, mientras que SIMA lo hará del 12 al 15 del mismo mes.

Planner ha optado por esta medida ante la creciente preocupación motivada por la epidemia de coronavirus (Covid-19), que podría afectar el normal desarrollo de estas dos citas que acogen una importante presencia de compradores particulares y de profesionales españoles e internacionales.

"El aplazamiento de SIMA y SIMAPRO es la opción más responsable y que mejor preserva los intereses de patrocinadores, expositores, partners, colaboradores y visitantes", apunta Eloy Bohúa, director general de Planner Exhibitions.

Con la decisión de posponer el evento, SIMA sigue los pasos de Mipim, la gran feria inmobiliaria europea que se celebra  todos los años en Cannes (Francia), que a principio de mes fue cancelada y pospuesta al próximo 2 de junio. La organización de este evento, que estaba previsto para los días 10,11,12 y 13 de marzo, tomo esta decisión después de que importantes firmas de referencia en el sector anunciaran que no asistirían a la feria debido al virus.

Asistencia al SIMA

A finales del pasado mes de febrero ya habían confirmado su asistencia al evento de SIMA en mayo 154 marcas. El 49% de ellas se dedican a la promoción residencial como su actividad principal. La segunda actividad más frecuente es la comercialización e intermediación, con el 20% de los expositores. Con ligeras variaciones, son cifras similares a las de 2019.

Los incrementos respecto a la edición pasada se registran en el resto de las actividades, sobre todo las especializadas en gestión de activos inmobiliarios, que ya suponen el 23% de las empresas que han contratado espacio.

Por su parte, las cooperativas y gestoras de cooperativas, con un 12%, prosiguen ganando cuota en la oferta de SIMA. A continuación, con un 8% se sitúan constructoras; con un 5% financieras, fondos de inversión inmobiliaria y aseguradoras (5%); con un 4% estudios de arquitectura y urbanismo; y con un 3% tasadoras, patrimonialistas, asesoras legales e ingenierías (3%). Por debajo de este último porcentaje, hasta un total de 9 actividades más.

El SIMA es una más de las ferias que se están cancelando o posponiendo en todos los ámbitos empresariales. El Mobile World Congress (MWC) de Barcelona, fue la primera gran exposición comercial en ser cancelada y a esta le siguieron muchas más a lo largo de todo el mundo.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin