Empresas y finanzas

Los medicamentos desabastecidos en farmacias tienen un precio inferior a cinco euros

El Sistema de Información de Desabastecimientos de Madrid del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid (COFM) subrayó este lunes que la mayoría de los medicamentos que no están disponibles en las farmacias tienen un precio inferior a cinco euros y cerca de un centenar de fármacos no están disponibles en este año por falta de existencias.

Según destacó el COFM, "la situación está lejos de normalizarse". Hasta 99 presentaciones distintas se encontraban en falta de suministro en la primera semana de febrero. Durante el primer mes del año, las notificaciones semanales comunicadas por las oficinas de farmacia de la Comunidad de Madrid no han bajado del centenar, según los datos recabados por el Sistema de Información de Desabastecimientos de Madrid (Sidem) que recoge información semanal de 422 oficinas de farmacia.

Entre los grupos terapéuticos más notificados por problemas de suministro, figuran principios activos tan conocidos como 'ibuprofeno' y 'paracetamol', antihipertensivos ('losartán' y 'valsartán'), analgésicos ('tramadol'), antidepresivos ('fluoxetina'), antiácidos ('famotidina'), antiinflamatorios y antirreumáticos no esteroideos ('glucosamina') o antipsicóticos ('risperidona'), entre otros.

De los 20 medicamentos con más faltas de suministro comunicadas por las farmacias madrileñas durante la última semana, solo cuatro (el antiepiléptico Mysoline, el antibiótico Pylera, el antiácido Opiren y el antihistamínico Afluon) superan los 10 euros a PVP. La gran mayoría de fármacos (15 presentaciones), cuyo desabastecimiento se ha informado con mayor frecuencia, tiene un precio inferior a cinco euros.

La gran mayoría de los medicamentos que presentan faltas de suministro disponen de alternativas terapéuticas

A este respecto, el COFM subrayó que de cara a la población, "conviene precisar que la gran mayoría de los medicamentos que presentan faltas de suministro disponen de alternativas terapéuticas" con el mismo principio activo, si bien "hay desabastecimientos que sí están teniendo un impacto en la continuidad del tratamiento".

Es el caso del colirio Colircusí Ciclopléjico, en desabastecimiento temporal hasta el 29 de febrero, según la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps); o Buscapina compositum comprimidos, indicado para el tratamiento del dolor agudo post-operatorio o post-traumático moderado o intenso y del dolor de tipo cólico. Hasta el 4 de abril no está previsto que su suministro se normalice.

Pacientes con epilepsia

Otra presentación desabastecida desde septiembre cuya falta puede generar problemas a los pacientes que sufren de epilepsia es Mysoline, un antiepiléptico sin alternativa ni genérico que utilizan muchos afectados como tratamiento de larga duración. La Aemps ha ampliado el tiempo de interrupción de suministro hasta el 31 de mayo. Medicamentos como el antihipertensivo Adalat o Uralyt-Urato, indicado para el tratamiento de cálculos (piedras) del aparato urinario, faltan desde junio de 2018.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin