Empresas y finanzas

Enel y Endesa se lanzan a ofrecer servicios financieros con PayTipper

  • Enel X ofrecerá servicios de pago a sus clientes y espera ampliarlo a España
  • Acaban de cerrar la compra del 55% de PayTipper
Foto: Archivo.

Enel y Endesa preparan el lanzamiento de su propio sistema de pagos. A través de la filial Enel X quieren desarrollar y prestar servicios en el sector financiero para lo que han firmado un acuerdo para adquirir, con la aprobación del Banco de Italia, una participación del 55% del capital social de PayTipper, una entidad de pago que tiene un acuerdo con una amplia red de puntos de venta para ofrecer a sus clientes servicios financieros.

"Este acuerdo representa un paso más en la estrategia de crecimiento del mercado de servicios de pago y nos da una presencia generalizada en toda Italia con acceso a la red de tiendas de PayTipper", dijo Francesco Venturini, consejero delegado de Enel X. "Nuestro objetivo es ofrecer a las personas una gama completa de soluciones financieras que van desde el pago digital hasta la posibilidad de elegir los puntos de venta más cercanos a sus hogares".

"La entrada de Enel X en la estructura corporativa de nuestra empresa abre nuevos escenarios de crecimiento para PayTipper que nos permitirán ampliar la gama de servicios que ofrecemos al público y a las empresas, de forma innovadora y exclusiva", explica Angelo Grampa, consejero delegado de PayTipper. "La experiencia y los conocimientos en el campo de los servicios de pago, que PayTipper ha acumulado en los últimos años y que son reconocidos por el mercado, contribuirán a hacer de Enel X un actor líder en este sector".

Enel X compaginará el canal digital y el físico, permitiendo la captación de nuevos clientes

Con la compra de una participación mayoritaria en PayTipper, Enel X podrá acceder a una red de puntos de venta compuesta por unas 5.000 tiendas en toda Italia (de las cuales unas 3.000 son directas y 2.000 son tiendas asociadas), ofreciendo un servicio de pago complementario al ofrecido por Enel X Financial Services a través de su plataforma digital.

El objetivo es llegar a los particulares que siguen realizando operaciones en las empresas participantes y que en conjunto representan más del 60% de los pagos en Italia.

Enel X pretende utilizar los dos canales, digital y físico, de forma complementaria para atender mejor las necesidades de sus clientes. El acceso al canal físico y una presencia más amplia en Italia permitirán, por tanto, ampliar la captación de nuevos clientes y promocionar los productos y servicios ofrecidos por las empresas del Grupo Enel.

La adquisición por parte de Enel X de una participación de control del 55% del capital social de PayTipper está sujeta a la condición suspensiva de la autorización del Banco de Italia, tal como exige la ley.

PayTipper es una Institución de Pago autorizada por el Banco de Italia que proporciona soluciones y servicios de pago innovadores, seguros y altamente personalizables para satisfacer las necesidades de particulares, empresas, redes e instituciones.

Enel X es la línea de negocio global de Enel dedicada al desarrollo de productos innovadores y soluciones digitales en sectores en los que la energía presenta el mayor potencial de transformación: ciudades, hogares, industrias y movilidad eléctrica. La compañía es líder mundial en gestión de la demanda con una capacidad de 6 GW.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.