Empresas y finanzas

El taxi de Madrid lanzará su plataforma con precio cerrado para competir con Uber y Cabify

  • Espera a la ordenanza del Ayuntamiento para incluir descuentos y taxi compartido

El taxi de Madrid última el lanzamiento de una plataforma digital para competir con Uber, Cabify y Free Now, que se han convertido en los principales intermediarios entre el cliente y los conductores dejando de lado a las tradicionales radioemisoras.

Así, la Asociación Gremial del Taxi ha anunciado la próxima puesta en marcha en la provincia de su propia plataforma con la que comenzarán a dar servicios a precio cerrado, tal y como permite el reglamentado aprobado por la Comunidad de Madrid antes de las elecciones. El plan de la asociación, que es la segunda más importante de la capital con el 37% de los votos, es introducir el precio dinámico y el taxi compartido o carpooling cuando lo apruebe en Ayuntamiento de José Luis Martínez Almeida.

Y es que, el consistorio está trabajando en un nueva ordenanza para el taxi que contempla dar herramientas al sector para que bajen los precios de las carreras en momentos de menor demanda para competir en igualdad de condiciones con Uber y Cabify que modifican sus precios en función a la actividad. En este caso habrá un techo y un suelo para evitar competencia desleal o precios tan altos que impidan el acceso al transporte.

La plataforma, cuyo nombre todavía es un secreto que la Gremial no quiere desvelar, arrancará en Madrid y luego dará el salto a Sevilla y Zaragoza a través de Fedetaxi, plazas donde tienen más fácil la implantación ya que tienen un gran número de taxis asociados que permitiría tener una flota lo suficientemente grande para prestar el servicio con calidad. "Vamos a proporcionar al taxi de Madrid una herramienta realmente competitiva para acceder a un público cada vez más numeroso que demanda los servicios por aplicación digital", asegura Miguel Ángel Leal, presidente de la Asociación Gremial y Fedetaxi, que, a su vez, especifica que su uso permitirá incrementar entre un 8 y un 12% la facturación de los taxistas.

Y es que, la actual cuota en el mercado del taxi de las aplicaciones digitales está alrededor de un 25% de servicios anuales y según varios estudios supondrá hasta un 60% de la facturación del sector del taxi en menos de cinco años.

La asociación no ha desvelado cuándo se pondrá en marcha la aplicación, que ahora está realizando pruebas piloto en Madrid, pero ya se está movilizando para llevar el servicio a otras plazas como Barcelona por lo que Leal va a aprovechar la Fira de Barcelona para reunirse con asociaciones locales y negociar su implantación. Fedetaxi es la asociación mayoritaria en España con el 61% de la representatividad. 

Aunque Gremial asegura que buscan competir con Uber y Cabify, que tienen una gran presencia en Madrid y Sevilla, donde circulan con libertad, lo cierto es que también podría suponer una amenaza para Free Now, que de todas las aplicaciones de taxi que hay en el sector, es la que permite dar precio cerrado dinámico y la que más flota de vehículos tiene asociados. 

"La tecnología y diseño está a cargo de una empresa alemana de primera línea que soporta y tiene experiencia en aplicaciones del sector de transporte con más de 150 millones de usuarios en toda Europa. La aplicación será escalable en muy poco tiempo a toda España, sur de Europa y América latina, pero teniendo su sede en Madrid, lo cual apoya económicamente al taxi español y contribuirá a la Hacienda española, sin incurrir en las prácticas de elusión fiscal de sus competidores más directos", señala la Gremial.

Así es la nueva aplicación por dentro:

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.