Empresas y finanzas

Los pilotos de Ryanair van a la huelga ante un "plan oculto" para bajar costes laborales

  • Aseguran que quiere hacer "el low cost del low cost" con personal de otras filiales
  • Irán a la huelga los próximos 19, 20, 22, 27 y 29 de septiembre por el cierre de bases

Los pilotos de Ryanair han convocado una huelga de cinco días en España para protestar por el cierre de cuatro bases (Lanzarote, Gerona, Las Palmas y Tenerife Sur) y el despido de hasta 152 pilotos. Los trabajadores, representados por el sindicato Sepla, aseguran que el ajuste anunciado "no está fundamentado" y "no responde ningún motivo económico" puesto que aerolínea irlandesa "es rentable, líder de pasajeros en España y no va a cerrar ninguna ruta en nuestro país", explica Francisco Gómez, portavoz de la sección sindical de Sepla.

En este sentido, los representantes de los pilotos no han dudado en señalar "un plan oculto" de la compañía irlandesa para reducir aun más los costes laborales con el uso de sus nuevas filiales como Buzz Air que tiene menores gastos de personal ya que los pilotos son autónomos. En esta línea, explican que, mientras se anuncia el cierre de todas las bases en Canarias, la filial polaca de Ryanair está ofertando a sus pilotos trabajo en las islas Afortunadas. "El grupo está montando una estructura tipo holding para crear el low cost del low cost y operar en los distintos países con las aerolíneas que les salga más barato, sustituyendo unas por otras", asegura Gómez en un encuentro con la prensa.

"A los trabajadores el presidente de la compañía nos dice que tenemos problemas por el retraso de los Boeing 737 Max y por eso hay que hacer ajustes y a los inversores, el mismo día, les dice que no hay problema ya que los gastos los asumirá el fabricante. Mandan mensajes contradictorios", denuncian desde Sepla.

En este contexto, no hay que olvidar que Ryanair ha trasladado aviones de la matriz a la filial polaca, que nació como una aerolínea charter, y que en las reuniones con los tripulantes de cabina (TCP) para anunciar los despidos y cierres en Lanzarote y Las Palmas los representantes de la firma de bajo coste dejaron caer que las bases se podrían reabrir con otra marca en el medio plazo, tal y como denunció el personal.

A su vez, el grupo irlandés ha abierto una base en Palma de Laudamotion, que también tiene menores condiciones laborales y ha abierto una convocatoria para contratar nuevos pilotos con cualquier tipo de licencia mientras que espera sumar 19 nuevos aviones para seguir expandiendo la firma por Europa. Los pilotos de esta firma tienen mas disponibilidad ya que sus semanas se orquestan en cinco días de trabajo y dos o tres libres mientras que los de Ryanair tienen un horario de cinco-cuatro. Hace unos meses anunció la compra de Malta Air para crecer en la zona del Mediterráneo y espera sumar 10 aviones.

Así, mientras anuncia ajustes en la marca Ryanair por el retraso de la llegada de los 737 MAX, sigue convocando ofertas de trabajo. Una política que escama especialmente a los sindicatos ya que en las cartas en las que se anuncian los despidos, la low cost asegura que no podrá recolocar a todos los trabajadores de las bases puesto que hay excedente de personal y falta de flota, por lo que van a concentrar los aviones en las bases que sean más rentables.

"Las rutas a Canarias son las más rentables. Los aviones siempre van llenos y la tarifas medias son el doble que la media de la compañía"

"Las rutas a Canarias son las más rentables. Los aviones siempre van llenos y la tarifas medias son el doble que la media de la compañía, que está en 36 euros", explica Gómez. Según los datos publicados por la compañía, España es su tercer mercado por ingresos y uno de los que más ha crecido entre abril de 2018 y marzo de 2019 pese a las huelgas. En concreto, facturó 1.005,6 millones, un 8,2% más.

Así, la compañía que preside Michael O'Leary está concentrando los recortes en los países en los que está teniendo conflictos laborales, como Reino Unido, Portugal y España, y los está acelerando desde que se ha visto obligada a realizar contratos locales.

Los pilotos han decidido ir a la huelga los próximos 19, 20, 22, 27 y 29

Ante este panorama, los pilotos han decidido ir a la huelga para tratar de frenar los cierres y los despidos y ha convocado paros los próximos 19, 20, 22, 27 y 29 de septiembre. La mayor parte de los días coinciden con los de los TCP ya que quieren "hacer el mínimo daño posible a los pasajeros". "Estamos abierto a hablar, a negociar y a llegar a los acuerdos que hagan faltan. Somos parte de la solución", aseguran desde Sepla.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0