Empleo

Qué es lo que puedes hacer si tu jefe te ha negado un aumento salarial

  • Soo pide no desmoralizarse ni tener miedo a preguntar tras un rechazo
  • La perseverancia, unida a una estrategia y preparación, da sus frutos
  • La CEO habla de un caso propio para ilustrar esta actitud que pregona
Foto: Dreamstime.
Madridicon-related

El rechazo es una situación común dentro del mundo de las relaciones laborales, y a la que se enfrenta cada trabajador al menos una vez en su vida. De manera similar a cualquier otro trabajador, Debby Soo, la directora ejecutiva en la compañía de servicios de reservas de restaurantes OpenTable, ha sufrido diversos rechazos en anteriores búsquedas de nuevos empleos o de aumentos salariales.

"Debes mantener esa perseverancia, persiguiendo de verdad lo que quieres", comentaba Soo a CNBC Make It. "Pero no puedes ir a ciegas, debes aunar esa constancia con una estrategia determinada y con el estar preparado para lo que se venga", añade.

La ejecutiva asegura haber encontrado una fórmula para hacer cambiar de opinión a un jefe, y que cambie su negativa a un sí, o al menos algo similar. Esto es lo que propone para no solo seguir adelante, sino mejorar, si se ha recibido el rechazo de un jefe:

Aprovechar cada situación

Soo habla de relativizar la respuesta: "Muchas veces no se trata de un no rotundo, sino de un 'aun no', o de un 'no, pero ¿Qué te parece esto?'" Por ello, la misma asegura que dicha negativa no debe evitar que se siga preguntando, y que nunca debe minar la confianza de la persona. De hecho, anima a aprovechar la situación para obtener cierto 'feedback', que permita realizar ciertos cambios antes de volver a preguntar. "Se trata de lo que has hecho desde la última petición", comenta.

En el caso de que el jefe haya rechazado la petición por una falta de experiencia, deberá abordarse esta 'debilidad' antes de volver a preguntar. Para ello, dos buenas maneras de progresar son pedir consejos a compañeros de trabajo, o apuntarse a cursos que ayuden a preparar esas habilidades o conocimientos.

En el caso de que se crea que sí se cumplen los requisitos a pesar del rechazo, Soo aconseja utilizar unos argumentos sólidos: explicar por qué se está cualificado (o al menos cerca de estarlo) y explicar al jefe por qué debe escoger a la persona.

Ser realista y sincero

Una cuestión a considerar es si el rol o la oportunidad que se demanda es algo totalmente nuevo en la empresa, o si por el contrario se trata de una oportunidad como, por ejemplo, echar una mano en otro departamento de la misma.

Debby Soo asegura entonces que, tanto en el caso de no encontrar una explicación razonable, como si el jefe parece no entender el valor añadido que se puede aportar, quizás se puedan buscar oportunidades similares en otro lugar. En definitiva, la CEO pide plantearse buscar en otras compañías aquello que esta no puede ofrecer.

El premio por la buena perseverancia

Soo era directora jefe de Nuevos Mercados en la compañía de viajes Kodak en el año 2013. La empresa buscaba a un vicepresidente para liderar la representación en Asia-Pacífico, y la propia Soo se ofreció para dicha vacante. Su jefe, que afirmaba buscar a alguien con mayor experiencia, rechazó la petición de la hoy CEO de OpenTable. 

La misma cuenta que, aunque no estuviese lo suficientemente curtida, sabía que contaba con todas las demás cualificaciones requeridas, y conocía la necesidad de la empresa por conseguir a alguien para el puesto. Así, preparó una serie de argumentos sólidos para luchar por ello, y que se basaban en sus habilidades: habla mandarín, y había abierto nuevos mercados en varios países.

Así, cuando expuso sus razones a su superior, pidiéndole "una oportunidad", este finalmente aceptó. Primero le dio el puesto de directora jefe, y un año después oficializó su puesto de vicepresidenta. "Lo que realmente importa es lo que haces después del 'no'", afirma Debby Soo, que cuenta que este ejemplo es solo uno de varios a lo largo de su trayectoria profesional.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud