Economía

Estos son los países más ricos con mejores políticas de conciliación

  • El estudio compara cuatro factores que definen las políticas familiares
  • España no alcanza ninguna de las diez primeras posiciones de la tabla
Imagen: Dreamstime.

¿Existe una relación entre la riqueza y las políticas de conciliación de la familia y el trabajo? Un estudio publicado este mes por Unicef recoge en datos pormenorizados la experiencia en 41 países pertenecientes a la Unión Europea y la OCDE, es decir, entre los más ricos del mundo. España, eso sí, no alcanza entrar al 'top 10' de la tabla de los países con mejores políticas para armonizar familia y trabajo.

La investigación ha puntuado cuatro factores que definen una estrategia estatal básica en este ámbito: la duración y paga de las bajas de maternidad, la de las bajas de paternidad, el acceso al cuidado de menores de 3 años en guarderías y el específico para niños de entre 3 y 6 años. Teniendo en cuenta datos actualizados y recopilados en 2016, Suecia, Noruega e Islandia ascienden a los tres primeros puestos en la tabla de los países más 'amables' para las familias. 

En el otro extremo de la clasificación quedan ubicados Chipre, Grecia y Suiza. Este ejemplo demuestra cómo la mayor riqueza no tiene un vínculo directo con las políticas más conciliadoras, si comparamos Grecia con Suiza. 

Diez países de los 41 estudiados no ofrecían datos en algunas categorías, como el acceso de los menores a centros de cuidado infantil, por lo que no pueden ser comparados con una media que incluya los cuatro factores estudiados. Sin embargo, atendiendo a los datos de bajas pagadas de maternidad y paternidad, resulta llamativo que Estados Unidos sea el único país de la OCDE en el que no existan permisos pagados de maternidad, paternidad o incluso excedencias por recientes nacimientos. Únicamente algunos estados ofrecen planes de seguros para acceder a bajas por paternidad o maternidad pagadas. 

España se queda dentro del primer tercio de la tabla, pero lejos de los diez primeros. Exactamente, ocupa el puesto 14. La investigación, eso sí, especifica que nuestro país ha implementado mejoras en las bajas de paternidad desde abril de este año que no han podido ser recogidas para la publicación del informe -ahora los padres disfrutan de ocho semanas intransferibles, que se extenderán a 12 en 2020 y 16, en 2021-. 

Siguiendo la estela de los escandinavos líderes, encontramos países como Estonia, que destaca con el mayor número de semanas de baja para las madres -85-; Portugal, Alemania, Dinamarca, Eslovenia -48 semanas-, Luxemburgo y Francia.  La Organización Internacional del Trabajo recomienda adscribirse a su convención de protección de la maternidad, un estatuto que establece un permiso pagado de maternidad de 14 semanas como mínimo.

España no logra sobresalir en ninguna de las categorías investigadas, y se queda con el poco favorable récord de ser el segundo país con más padres trabajadores que no pueden llevar a sus hijos a guarderías por la dificultad de costear este servicio. Casi un 18% no puede recurrir a dejar a sus hijos en centros de cuidado por motivos económicos. En el caso de Reino Unido, el porcentaje se eleva hasta el 22%. 

La investigación sugiere que la inserción temprana de los niños en el sistema educativo supone beneficios a largo plazo, tanto para el desarrollo de los menores, como para la conciliación de los padres con el trabajo. Otro informe de Unicef de reciente publicación expone que este acceso temprano puede ayudar a la reducción de la desigualdad educativa a largo plazo. 

Bajas de paternidad

Los permisos pagados de paternidad, de menor implantación en los países, arrojan grandes diferencias entre los 41 casos estudiados. Así, Japón ofrece la baja más larga para los padres, de 30 semanas, pero sólo un 5% de los hombres japoneses con derecho a ella la disfrutaron. Según encuestas realizadas recientemente, el 45% de los empleados nipones no quiere acceder a este beneficio, y el 35% asegura que no puede hacerlo. Entre los motivos de su baja aceptación en Japón se cita mayoritariamente la falta de empleados suficientes trabajando en una compañía, el hecho de que la empresa no ofrezca la baja abiertamente a sus trabajadores o un ambiente laboral poco favorable a pedir el beneficio. 

Corea del Sur se encuentra en segunda posición como país que ofrece un mayor número de semanas remuneradas por paternidad -hasta 17- y, al igual que en Japón, pocos trabajadores accedían a pedirla. Sin embargo, una campaña favorable impulsada por el Gobierno ha provocado que, desde 2018, el 17% de todos los padres con empleo disfrutaran del permiso. 

El estudio de Unicef concluye que ningún país presenta un resultado completamente positivo en los cuatro factores analizados, por lo que existe un gran margen de mejora en cada uno de ellos.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0