Economía

La capacidad de financiación de la economía española se duplica en enero de 2024

  • Registró un superávit de 5.100 millones de euros, frente a los 2.300 millones del mismo mes de 2023
  • Los ingresos por turismo y las rentas también contribuyeron al crecimiento del superávit
Madridicon-related

El saldo de las cuentas corriente y de capital de España en enero de este año experimentó un notable incremento, ascendiendo a 5,4 millones de euros, en comparación con los 2,8 millones de euros registrados en el mismo mes del año anterior. Este aumento refleja una mejora significativa en la capacidad o necesidad de financiación del país.

La balanza por cuenta corriente, que abarca los ingresos y pagos relacionados con las exportaciones e importaciones de bienes y servicios, así como las rentas primarias y secundarias, exhibió un superávit de 5,1 millones de euros, frente a los 2,3 millones de euros de hace un año. Este resultado se traduce en una consolidación positiva de la posición financiera del país en el ámbito internacional.

Desglosando los componentes, la balanza de bienes y servicios alcanzó un saldo de 3,2 millones de euros, en contraste con los 1,8 millones de euros de enero de 2023. El turismo desempeñó un papel destacado al contribuir con un saldo de 3,7 millones de euros, lo que representa un aumento del 24% en los ingresos y del 14% en los pagos con respecto al mismo período del año anterior.

Por otro lado, los bienes y servicios no turísticos exhibieron un déficit de 0,5 millones de euros, inferior al déficit de 1,1 millones de euros registrado un año atrás. Esta mejora se debe principalmente a una caída del 2% en los pagos, mientras que los ingresos se mantuvieron en niveles similares a los del año anterior.

Superávit en las rentas primarias y secundarias

Además, el Banco de España, en sus datos provisionales, destaca que, en el primer mes de este año, las rentas primaria y secundaria experimentaron un superávit de 2 millones de euros, en contraste con los 0,6 millones de euros registrados en el mismo mes del año anterior. Además, la cuenta de capital presentó un superávit de 0,3 millones de euros, ligeramente inferior al superávit de 0,5 millones de euros observado en enero de 2023.

En términos acumulados de doce meses hasta enero de 2024, la capacidad de financiación del país se situó en 56,5 millones de euros, lo que representa un aumento significativo con respecto a los 26,6 millones de euros acumulados en el mismo período de 2023. Este incremento se debió en gran medida al superávit de la balanza por cuenta corriente, que alcanzó los 40,8 millones de euros, frente a los 13,8 millones de euros en enero de 2023.

La mejora en el saldo de bienes y servicios no turísticos, con un aumento de 29,7 millones de euros, y la ampliación del superávit en turismo, con un incremento de 10,9 millones de euros, superaron considerablemente la caída en el saldo de las rentas primaria y secundaria, que fue de 13,6 millones de euros.

Por otro lado, el superávit de la cuenta de capital alcanzó los 15,8 millones de euros en enero de 2024, en comparación con los 12,8 millones de euros en el mismo mes del año anterior.

En cuanto a la cuenta financiera, excluyendo las operaciones del Banco de España, se registró un saldo negativo de -35,7 millones de euros en enero de 2024. Este dato indica una salida neta de recursos financieros al exterior durante el período mencionado.

Inversión de cartera

En el ámbito de la inversión de cartera, que se compone de valores negociables excluyendo reservas e inversión directa, se observó un saldo negativo de -25,1 millones de euros. Este saldo se debe a un aumento de los pasivos por un total de 27,7 millones de euros, principalmente en el sector de las Administraciones Públicas y en menor medida en el sector de las Instituciones Financieras Monetarias.

En cuanto a la otra inversión, que abarca principalmente préstamos y depósitos, contribuyó con un saldo negativo de -9,6 millones de euros. Este resultado se debe a una disminución de los activos por un total de 4,5 millones de euros y un aumento de los pasivos por 5,1 millones de euros, concentrados principalmente en el sector de las Instituciones Financieras Monetarias.

La inversión directa, que incluye transacciones entre empresas de un mismo grupo, mostró un saldo negativo de -0,4 millones de euros. Por otro lado, los derivados financieros tuvieron un saldo negativo de -0,6 millones de euros.

Finalmente, la cuenta financiera del Banco de España con el exterior registró un saldo neto positivo de 37,2 millones de euros.

Por otro lado, el saldo neto de la cuenta financiera, excluyendo al Banco de España, fue de -71,2 millones de euros, en comparación con los -11,7 millones de euros en enero de 2023. Las entradas netas de capital provenientes de la inversión de cartera fueron de 51,9 millones de euros, mientras que un año antes se registraron salidas netas de capital por 26,9 millones de euros. Esta diferencia se atribuye principalmente al aumento de los pasivos de cartera, que alcanzaron los 90,2 millones de euros en contraste con los 18,2 millones de euros en 2023.

En cuanto a la otra inversión, se observaron entradas netas de 8,1 millones de euros (resultado de un incremento de pasivos superior al de los activos), en contraposición a las entradas netas de 43,8 millones de euros registradas un año antes. La inversión directa y los derivados financieros presentaron entradas netas de capital acumuladas de 8,4 millones de euros y 2,8 millones de euros, respectivamente.

Por último, el saldo de la cuenta financiera del Banco de España frente al exterior se situó en 128,5 millones de euros, en comparación con los 45,8 millones de euros hasta enero de 2023.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud