Economía

Así detecta Hacienda el dinero en efectivo 'bajo el colchón' y cómo tienes que declararlo

  • El organismo recibe información por parte de las entidades bancarias
  • Esto sucede cuando la operación en cuestión reúne ciertos patrones
  • La Agencia Tributaria no tiene por qué investigar todos los casos
Foto: Dreamstime.

El dinero en efectivo está muy controlado en España. No por un afán de autoritarismo, la razón es mucho más simple: su vinculación a actividades delictivas como el fraude fiscal o la financiación del terrorismo obliga a Hacienda a estar al tanto de todo lo que se mueve en billetes y monedas en nuestro país.

La labor de vigilancia de la Agencia Tributaria hace que el organismo tenga que asumir ciertas funciones muy concretas. Una de ellas es la de monitorizar las operaciones que considere más sospechosas, es decir, con más opciones de encuadrarse en una situación de economía sumergida, de fraude fiscal, de blanqueo de capitales...

Para ello, Hacienda recopila información de esas operaciones que, por sus características, encajan en los patrones de actividad sospechosa. Y, aunque parezca mentira, esa labor casi automática puede afectar al dinero en efectivo que la gente guarda en casa 'bajo el colchón'. Ahorrar el dinero en efectivo en casa no es ilegal, pero obviamente hay que ceñirse a lo que dice la ley.

Y, por supuesto, hay que asumir que Hacienda estará al tanto de varias de nuestras operaciones que se asocien a almacenar dinero en efectivo 'bajo el colchón'. Básicamente, porque en algunos casos cuando el ciudadano retire el dinero de su cuenta para tenerlo en casa estará dentro de los supuestos que investiga Hacienda.

En concreto, Hacienda vigilará todas las operaciones que impliquen el uso de billetes de 500 euros y las entradas o retiradas de efectivo por encima de 3.000 euros. Así, si una persona retira más de 3.000 euros o si retira menos pero lo hace en billetes de 500 euros verá sometida esa operación al escrutinio de Hacienda.

Quién advierte a Hacienda sobre el dinero en efectivo

Esto no significa que todas las operaciones se lleguen a investigar. Hacienda recopila toda la información que le llega, pero las investigaciones solo tendrán lugar cuando existan indicios muy claros de actividad sospechosa y potencialmente delictiva.

Pero, ¿de dónde le llega a Hacienda toda esa información? El organismo tiene un aliado establecido por la ley: los bancos. Las entidades bancarias, que al fin y al cabo registran todas las operaciones en sus cuentas, están obligadas a transferir la información a la Agencia Tributaria, tal y como se explica en el artículo 93 de la Ley General Tributaria (se puede consultar en este enlace del Boletín Oficial del Estado).

La ley menciona la obligación de los bancos de "proporcionar a la Administración tributaria toda clase de datos, informes, antecedentes y justificantes con trascendencia tributaria relacionados con el cumplimiento de sus propias obligaciones tributarias o deducidos de sus relaciones económicas, profesionales o financieras con otras personas".

La información, siguiendo con el redactado de la Ley General Tributaria, afectará a todos los movimientos relacionados con cuentas corrientes, depósitos de ahorro y a plazo, cuentas de préstamos y créditos y demás operaciones activas y pasivas, incluidas las que se reflejen en cuentas transitorias o se materialicen en la emisión de cheques u otras órdenes de pago".

Cómo declarar el dinero en efectivo 'bajo el colchón'

El ciudadano no tiene nada que temer respecto a esta vigilancia rutinaria de Hacienda. El organismo simplemente reúne la información de forma automática, por el imperativo de la ley. Solo en el caso de sospechas concretas podría iniciar una investigación.

Sea como fuere, la mejor cobertura del ciudadano contra ese tipo de problemas es la correcta declaración del dinero en efectivo que ha guardado 'bajo el colchón'. Esto se consigue a través de la declaración de la Renta, que todos los años protagoniza una campaña para que los contribuyentes salden sus cuentas respecto al Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF).

Así, el ciudadano solo tendrá que indicar cuál es el origen del dinero en efectivo que guardado 'bajo el colchón': si procede de rentas del trabajo (como salarios o pensiones), de capital mobiliario o inmobiliario, de ganancias patrimoniales...

comentariosicon-menu6WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
arrow-comments

Comentarios 6

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Articulo patrocinado por la banca
A Favor
En Contra

Articulo patrocinado por la banca y que repiten cada 15 dias

Puntuación 22
#1
bankcolchon lo mejor y que les den
A Favor
En Contra

bankcolchon lo mejor y que investiguen y les den mucho por ...

Puntuación 17
#2
Ya lo echábamos de menos!!!
A Favor
En Contra

Como cada 15 días el mismo cansinísmo .Señores patrocinadores de la noticia (banca & politicuchos vividores):

1-No asustan a nadie

2-Si el dinero está declarado es legal tenerlo donde se quiera

3-No van a ver ni un solo euro de mi sudor en las cuentas bancarias

Puntuación 17
#3
absurdo
A Favor
En Contra

El derecho a la vida no es contra sucidios, si dices donde está tu dinero a pistoleros (Hacienda), sólo es tú asesinato si tienes pistola y les disparas.

Puntuación 3
#4
LAS VERDADES DUELEN
A Favor
En Contra

Quieren terminar con el dinero físico.

Ya lo han conseguido con los libros, las películas, los videojuegos, la música, etc. La gente paga por tener cosas invisibles (Net.flix, S.po.ti.fy...).

Desde hace varios años, ya hay muchísima gente, del mundo entero, adeptos a la secta destructiva de lo inmaterial.

Es la agenda globalista 2030. Los gobiernos lo justifican con lo siguiente: si dejamos de producir objetos, dejará de haber residuos.

Ya somos pocos los que seguimos pagando con monedas y billetes, los que seguimos comprando libros, cintas de casete, discos de vinilo y cedés.

Las empresas constructoras de edificios de obra nueva hacen su agosto. Construyen pisos de 30 metros cuadrados y los venden por 600.000 euros. Al haber una escasa natalidad, los pisos pueden ser muy pequeños. Y, como casi nadie colecciona discos de vinilo de música hispanoamericana, (es decir, casi nadie es como D.ª A.le.jan.d.ra Fi.e.r.ro E.le.ta), puedes vivir en un piso enano, en el que el váter está junto al horno de la cocina.

El cambio climático existe porque muchas personas no utilizan las cosas de manera correcta. No se esperan hasta el final de la vida útil de ese objeto. Por eso existen las tiendas de objetos de segunda mano y también las páginas web de anuncios clasificados de objetos de segunda mano.

Los catalanohablantes son los más incívicos. Desde 1995, cada día me encuentro bolsas de plástico, de cartón y de papel tiradas en mitad de una acera (por la calle). Suelen ser bolsas de papel de comercios independentistas. Por eso afirmo que los catalanohablantes son unos gua.rros. Tengo un piso de 200 metros cuadrados que, en lugar de tenerlo alquilado, lo tengo lleno de todas las bolsas que he ido recogiendo durante los últimos 27 años. Las reutilizo todas. Me sirven para ir al supermercado. Así no tengo que comprar bolsas, que ahora ya suelen costar 0,20 o 0,50 euros en muchos supermercados.

Jamás en mi vida he tenido que gastar dinero en comprar ropa, libros, cintas de casete, discos de vinilo, cedés, películas (VHS, DVD o Blu-ray), videojuegos (sobre todo, de PC), etc. Todo esto me lo encuentro gratis cada día por la calle. Lo que me gusta, me lo quedo. Lo que no me gusta, lo vendo. Me dedico a esto desde 1995. Nunca he enviado un currículum a una empresa y jamás me han hecho una entrevista de trabajo. Se puede vivir perfectamente de la basura. En la economía sumergida, "of course" (por supuesto).

Por cierto, el piso de 200 metros cuadrados no es heredado. Me lo compré hace poco con todo lo que he ganado vendiendo cosas de la basura.

Puntuación 2
#5
Javier
A Favor
En Contra

Pero para ayudar a la innecesaria inmigración y a la promoción de culturas aberrantes no hay freno...

La UE es la gran enemiga de los pueblos europeos. Están al servicio del NWO.

Puntuación 1
#6