Economía

Donato Masciandaro (Universidad de Bocconi): "El euro es una historia de éxito"

  • El profesor definió el panorama económico actual como 'incertidumbre'
  • La entrevista se desarrolló durante el Festival de la Economía de Trento (Italia)
Donato Masciandaro, profesor de Economía Política de la Universidad de Bocconi
Trento (Italia)

La Reserva Federal (FED) y el Banco Central Europeo (BCE) son dos entidades que están siendo comparadas constantemente. El IPC en el país americano y en la zona euro supera el 8%, con un aumento considerable de los precios, lo que provoca que ambas deban emprender medidas para frenar la inflación. Es en este punto cuando los expertos juzgan cuáles son las mejores recetas, llevadas a cabo por ambas entidades, para poner ese coto. No es para menos, las políticas del BCE y la FED influyen a cerca de 700 millones de personas de las naciones más desarrolladas del mundo y sus monedas son referencia mundial.

En la mesa redonda titulada Bancos Centrales y Crisis Mundial: Banco Central Europeo comparado con la Reserva Federal, celebrada este viernes en el Festival de la Economia de Trento (Italia), organizado por Trentino y Gruppo 24 ORE y del que elEconomista.es es media partner, la corresponsal de Il Sole 24 Ore en Frankfurt, Isabella Bufacchi y el profesor de Economía Política de la Universidad de Bocconi, Donato Masciandaro, hablaron de las enormes diferencias que hay entre ambas entidades financieras.

Donato Masciandaro dijo en líneas generales que en los próximos años la palabra clave va a ser "incertidumbre", aunque recalcó que no hay que preocuparse ya que "el euro es una historia de éxito, la historia de una moneda que se ha consolidado, convirtiéndose en la segunda más importante del mundo y quien aseguró lo contrario, que dimita".

El banco central estadounidense ha establecido una subida de tipos de interés (de 25 puntos básicos en marzo a 50 puntos básicos ahora) , esto sumado al anuncio de las políticas expansivas, que implicará la venta de valores. En este contexto, el profesor Maschiandaro comenzó su diálogo asegurando que primero hay que entender que la economía de Estados Unidos y la de la Zona Euro "están en dos fases distintas del ciclo y la fisionomía es completamente diferente".

Isabella Bufacchi, corresponsal en Frankfurt de Il Sole 24 Ore y Donato Masciandaro, profesor de Economía Política de la Universidad de Boscconi.

El profesor continuó su charla con Isabella Bufacchi aportando las diferentes líneas que separan al BCE de la FED y hay que destacar una muy importante: "El BCE está basado en una fragmentación en 19 políticas monetarias diferentes, mientras que la FED es una única política monetaria". En este sentido, el BCE tiene que atender las necesidades inflacionistas de toda la Zona Euro y estar en constante diálogo con los bancos centrales de los distintos países.

La independencia es otro factor a tener en cuenta. Masciandaro contó que el BCE "es totalmente independiente del resto de organismos europeos y no tiene que responder ante las ordenes de Bruselas ni de los gobiernos, aunque sí que tiene que rendir cuentas ante la Comisión". Cosa distinta sucede con la FED, el catedrático aseguró que "es más dependiente pero eso no la hace más débil", aunque este organismo "tiene que estar mucho más atento a la política", dijo.

El freno de la guerra de Ucrania

Está claro que el conflicto entre Rusia y Ucrania afecta a la economía mundial pero de diferentes maneras. Mantener el equilibrio económico para Europa es mucho más difícil, según el profesor: "Debemos recordar que, para nosotros, el efecto de la guerra genera una carga adicional". El experto apoyó sus palabras haciendo una comparativa de los diferentes comunicados de prensa que sacaron ambas entidades tras la invasión de Rusia y aseguró que "para el BCE esto es un hecho pero para la FED el conflicto ucraniano se presenta como algo muy lejano".

Aun así, Donato Masciandaro mandó un mensaje tranquilizador en cuanto a las predicciones a corto plazo: "La normalización llegará poco a poco, no será una cosa inmediata y examinará las deudas públicas, por eso no debemos temerle". Aseguró que volver a una economía normal "es una muy buena noticia, no debemos esperar a continuar con los tipos de interés negativos". Pero para poder volver a ver resultados positivos "dependeremos de la macroeconomía", explicó el experto.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin