Economía

EEUU decepciona con la creación de solo 194.000 empleos en septiembre pero el paro cae al 4,8%

Nueva York

Decepción importante que pone mayor presión sobre la Reserva Federal. El empleo total no agrícola en Estados Unidos aumentó en 194.000 puestos de trabajo en septiembre mientras la tasa de desempleo bajó 0,4 puntos porcentuales, hasta el 4,8%, según informó la Oficina de Estadísticas Laborales del país. Los aumentos laborales más notables se produjeron en el ocio y la hostelería, en los servicios profesionales y empresariales, en el comercio minorista y en el transporte y el almacenamiento. El empleo en la enseñanza pública disminuyó durante el mes.

Eso sí, la variación del empleo total no agrícola de julio y agosto se revisó al alza, cuando se crearon 169.000 puestos de trabajo más de lo previsto anteriormente. Con estas cifras sobre la mesa, en lo que va de año, el crecimiento mensual de empleo a este lado del Atlántico alcanza una media de 561.000 contrataciones.

El número de desempleados descendió en 710.000 personas, hasta los 7,7 millones. Sin embargo, se mantiene 2 millones por encima de sus niveles anteriores a la pandemia. Recordemos que en febrero del año pasado, la tasa de paro se situaba en el 3,5%. La tasa de participación laboral apenas varió, situándose en el 61,6% en septiembre, manteniéndose así dentro de un estrecho rango del 61,4% al 61,7% desde junio de 2020.

Lo más preocupante es que, a pesar de la expiración de las prestaciones de desempleo adicionales por la pandemia y la reapertura de las escuelas, la población activa descendió en 183.000 personas, quedando 3 millones por debajo de su nivel anterior a la pandemia. Con el aumento del empleo doméstico en 526.000 personas, la tasa de desempleo bajó del 5,2% al 4,8%.

El mes pasado septiembre, cinco millones de personas declararon que no habían podido trabajar porque su empleador cerró o perdió su negocio debido a la pandemia; es decir, no trabajaron en absoluto o trabajaron menos horas en algún momento durante las últimas 4 semanas debido a la pandemia. Esta medida es inferior a los 5,6 millones de agosto.

Los salarios medios a la hora aumentaron en 19 centavos, hasta los 30,85 dólares tras los grandes aumentos de los cinco meses anteriores. De esta forma, la inflación salarial mantiene su tendencia alcista acumulando así una subida mensual del 0,6% y del 4,6% interanual.

La resaca de la variante Delta

El impacto persistente de la variante del Delta siguió pesando sobre las nóminas el mes pasado, con un aumento del empleo en el sector del ocio y la hostelería de sólo 74.000 personas. Pero la principal decepción fue que, a pesar de la reapertura de las escuelas para la enseñanza presencial, el sector de la educación destruyó 180.000 puestos de trabajo y no materializó incrementos típicos de esta época del año.

Por otra parte, las nóminas del comercio minorista, los servicios profesionales, el comercio, el transporte y los servicios públicos se mantuvieron sólidos. Por su parte, la industria manufacturera añadió 26.000 puestos de trabajo y el empleo en el sector del automóvil sólo cayó en 4.000 en el mes, a pesar del cierre de fábricas debido a la falta de suministro de semiconductores.

Este informe llega en un momento crítico para la economía de EEUU. Los datos recientes muestran un consumo todavía sólido a pesar de la subida de los precios así como la expansión del sector manufacturero, el de los servicios y el aumento de los costes de la vivienda.

Los funcionarios de la Reserva Federal siguen de cerca la evolución del mercado laboral. El banco central ha indicado recientemente que está dispuesto a empezar a retirar sus estímulos, véase la reducción de sus compras de deuda, principalmente porque la inflación supera ya el objetivo medio del 2% fijado por la Fed.

Sin embargo, los funcionarios reconocen que el mercado de trabajo sigue muy lejos del pleno empleo, un requisito previo para las subidas de los tipos de interés. Los precios del mercado indican actualmente que la primera subida de tipos se producirá probablemente en noviembre de 2022.

La proporción récord de pequeñas empresas que planean aumentar su remuneración apunta a una aceleración continua en los próximos meses. Esto sugiere que los funcionarios de la Reserva Federal podrían tener que revisar su perspectiva de que el alza de los precios será transitoria.

comentarios2WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

delgado
A Favor
En Contra

^>

Solo unas pinceladas para tapar el bochorno del panfleto

Las ofertas de trabajo aumentaron a un récord de 10,9 millones a fines de julio.

Aproximadamente 8,4 millones de personas están oficialmente desempleadas. Este desequilibrio en el mercado laboral se ha atribuido a la falta de cuidado infantil asequible, a las generosas prestaciones por desempleo financiadas por el gobierno federal

En agosto, las nóminas no agrícolas aumentaron solo 235.000

Puntuación 3
#1
pamadide
A Favor
En Contra

Joder esas cifras ya las quisiera yo para España

Puntuación 2
#2