Economía

Por qué Warren Buffett dona su fortuna en vez de dejársela a sus hijos

  • "Deje a los niños lo suficiente para que puedan hacer cualquier cosa"
  • La fortuna del CEO de Berkshire Hathaway es de 100.000 millones de dólares
  • Buffett anunció por primera vez su plan de regalar su fortuna en 2006
Warren Buffett. Foto: Archivo

Que Warren Buffett quiere regalar su fortuna no es un secreto. De hecho, la leyenda de las inversiones está avanzando en su objetivo y tiene por delante 100.000 millones de dólares a repartir. Su estrategia pasa por no dejársela directamente a sus hijos. ¿Por qué?

El que fuera el hombre más rico del mundo se basa en la convicción de que es más útil destinar su patrimonio a causas filantrópicas que inyectarlo en las carteras de inversión de sus herederos. Este argumento, que comparte también su amigo Bill Gates, se nutre de la experiencia de situaciones similares que ha observado a su alrededor.

En una nota enviada a los accionistas de Berkshire Hathaway el pasado miércoles y recogida por CNBC, el nonagenario inversor indicó que "después de mucha observación de las familias súper ricas mi recomendación es que deje a los hijos lo suficiente para que puedan hacer cualquier cosa, pero no lo suficiente para que no puedan hacer nada".

En la nota de Buffett anunció que había donado 4.100 millones de dólares en acciones de Berkshire Hathaway a cinco fundaciones benéficas como parte de su esfuerzo por regalar el 99% de su riqueza, lo que eleva el total de donaciones a 41.000 millones de dólares.

La fortuna del CEO de Berkshire Hathaway está actualmente valorada por Forbes en 100.000 millones de dólares, que se traduce en 238.624 acciones pendientes de repartir. Para Buffett la filantropía es "la acción más fácil del mundo" porque "dar es indoloro y puede conducir a una vida mejor para usted y sus hijos".

Buffett anunció por primera vez su plan de regalar la gran mayoría de su fortuna en 2006, con 75 años y 474.998 acciones de la compañía. Con el anuncio del miércoles, Buffet dijo estar ya "a mitad de camino".

En realidad los hijos de Buffett no se han quedado con las manos vacías. Cada uno de ellos (de entorno a 60 años) tiene a su nombre una fundación de 2.000 millones de dólares, según datos publicados por The Washington Post en 2014.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud