Economía

El sector público pierde la carrera del teletrabajo frente al privado

  • Función Pública se ha compromido a iniciar la negociación en septiembre
  • UGT denuncia el incumplimiento de la creación de un grupo de trabajo en la AGE
Madrid

Mañana martes, la mesa de Diálogo Social del Ministerio de Trabajo y Economía Social se reúne para negociar un nuevo borrador del Anteproyecto de Ley de Trabajo a Distancia, el quinto que se debate hasta ahora. La ministra Yolanda Díaz ha mostrado la urgencia, demasiada en opinión de los negociadores, por alcanzar un acuerdo con empresarios y sindicatos que allane el camino de la nueva regulación en el trámite parlamentario.

Sin embargo, en el ámbito de la Administración Pública, donde también se ha planteado la regulación del trabajo a distancia o teletrabajo, todavía no se ha manejado ni un borrador o papel con las líneas básicas del teletrabajo; tampoco se ha abierto una mesa específica y, por tanto, no ha habido ni una reunión de intercambio de opiniones.

Sin fecha de reunión

El pasado 2 de julio, la Comisión de Seguimiento de los acuerdos firmados entre los dirigentes sindicales de la Administración Pública y el Gobierno de Mariano Rajoy se reunía para abordar una reforma del Estatuto Básico del Empleado Público (EBEP). Uno de los puntos estrella es la futura regla que regirá el trabajo a distancia en todos los ámbitos de la Administración. Aunque han mantenido reuniones, desde el ministerio se han limitado a decir que estaban trabajando en un borrador, según fuentes sindicales. "Se comprometieron a abrir la negociación a primeros de septiembre", aclara Miriam Pinillos, responsable de Administraciones Públicas de CCOO. Pero confirma que de momento no hay una fecha para la reunión, aunque confía en que se producirá en los próximos días.

Carlos Álvarez, el secretario de Administración General del Estado (AGE) de la Federación de Servicios Públicos de UGT, expresa la situación de la negociación del teletrabajo con una frase descriptiva: "Lento sería decir algo. No ha empezado. Quedaron en que nos llamarían en julio y todavía no tenemos noticias".

Según matiza Pinillos, desde el Ministerio de Función Pública les han explicado que están consultando a las comunidades autónomas y a la Federación de Municipios y Provincias (FEMP). Fuentes del Ministerio que dirige Carolina Darias explican que la Conferencia Sectorial de Administración Pública, donde están representadas además de la AGE todas las comunidades y la FEMP, está consensuando una reforma del Texto Refundido del Estatuto Básico del Empleado Público que regule de forma básica la figura del teletrabajo de forma común a todas las administraciones, las cuales podrán luego desarrollar sus peculiaridades por medio de su normativa de desarrollo.

Desde el ministerio niegan que se hayan producido retrasos en la negociación, pues el 2 de julio, en la primera de las reuniones de la Comisión de Coordinación del Empleo Público, se "analizaron las propuestas de reforma del texto Refundido del EBEP tendentes a impulsar el teletrabajo y a reducir la temporalidad". Tanto UGT como CCOO coinciden en que el ministerio todavía no ha presentado ninguna "propuesta".

Carlos Álvarez muestra también su malestar por el resultado de los acuerdos del 4 de mayo y 17 de junio que el Ministerio firmó con los sindicatos UGT, CCOO, Csif y CIG (del último se descolgó Comisiones). Estos acuerdos establecían las normas para la vuelta de los trabajadores de la Administración General del Estado (AGE) a sus puestos de trabajo. El del 4 de mayo durante la fase de la desescalada y el del 17 de junio para la "nueva normalidad". Ambos establecieron unas bases comunes que, según Álvarez, en cada ministerio se han aplicado de una manera distinta. Además, el sindicalista de UGT se queja de que el ministerio ha incumplido su compromiso de abrir un grupo de trabajo para "el desarrollo normativa de las modalidades de trabajo a distancia", en la AGE.

Primero, cerrar la reforma del Estatuto

Mariam Pinillos, la responsable de Administraciones Públicas de CCOO, entiende que antes de abordar la regulación del teletrabajo en cualquier ámbito de la Administración (ya sea la General del Estado, las autonómicas o las locales) -algo que ya se está produciendo-, es preferible aprobar primero la regulación básica común para todas ellas. Algo que se llevará a cabo con la reforma del Estatuto Básico del Empleado Público. Y, aunque exige que las condiciones sean equiparables a las que se están negociando para el sector privado, con voluntariedad y compensación al trabajador de los coste, entre otros, matiza que se debe garantizar la prestación del servicio público de forma presencial para el conjunto de la ciudadanía.

comentariosforum7WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 7
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

AHORA, SI SE PUEDE: 87.900€ cobro yo!!
A Favor
En Contra

Y cómo no?? Con tanta burrocracia, quién va a tener el impreso 956 y el 155 en su casa??

Y sobre todo, papel para imprimirse el Marca por la patilla, cojoPCs para jugar al solitario, y gastar en luz y papel higiénico teniéndolo todo eso en la oficina?? Por no hablar de tener que cocinar o cuidar al cabezón y sacar al perro, de eso se encarga la chacha sin papeles..

Puntuación 18
#1
De Montoro a carapapa ruina Montero
A Favor
En Contra

73 empresas ocultan el destino de seis millones en gastos electorales

Proveedores del PSOE, el PP, Vox y Unidas Podemos no justificaron trabajos hechos para las elecciones del 28-A y las europeas de 2019

Haz que pasen.. de largo!! Y se larguen a zurrir mierda con un látigo todos!! jaja

Puntuación 11
#2
J
A Favor
En Contra

Quiero dar mi más sentido pésame a gallegos y andaluces por los incendios sufridos este verano. Los gallegos ya están acostumbrados como los valencianos aunque los valencianos desde que gobiernan los rojos catalanistas apenas tienen incendios. Es lo único en que ha mejorado Valencia.da que pensar verdad? Pues no, es lo que hay fíjense en los incendios que sufren país casco Cataluña. O los que sufría Andalucía en tiempos de susanita. Acostumbrense, pues el odio no perdona

Puntuación 3
#3
La pu*etera VERDAD
A Favor
En Contra

Con unos políticos tan mediocres y la lentitud no me extraña.

Ellos cargan contra la privada peor no proveen medios en la pública.

1º) los empleados no tienen por qué tener un ordenador en casa

ni siquiera tiene por qué tener una conexion a Internet (hay quien solo tiene la del móvil y les sobraba para su uso habitual)

por eso la empresa o la Administración Pública debe proporcionar un equipo para trabajar y el coste de la conexión ).

Es como si el dueño de un restaurante le dice al cocinero que tiene queponer su coche o comprarse una furgoneta refrigerada para que trajeran la carne con la que cocina.

2º) La gente normal y los trabajadores no informáticos no tienen por qué tener nociones avanzadas de informática (al igual que no todo el mundo tiene que saber de mecánica o de medicina, ni cocinar como Arguiñano) que no se le pidieron para desempeñar su puesto de trabajo.

3º) Es necesaria cierta seguridad informática, permitir un equipo no securizado acceder a una red segura con datos confidenciales SIEMPRE es un riesgo demasiado elevado (no se debería permitir utilizar un equipo personal para conectarse a la red corporativa).

Ej.: si un funcionario/a con un pc infectado accede a datos bancarios de usuarios o empresas (por ej. subvenciones o ayudas, paro, ERTEs...) y un tercero los capta podría aprovecharse y causar un perjuicio al usuario o empresa.

4º) el coste debe asumirlo la empresa en este caso Administración Pública no el trabajador/a.

Esto no tiene porqué ser solamente monetario había que permiter que se negocie por ej. que la empresa en lugar de dinero permita una reducción/flexibilización de jornada (sin perder sueldo) a quien ponga sus propios medios para teletrabajar (oportunamente securizados).

Puntuación 4
#4
Laboratorio de funcionarios
A Favor
En Contra

Hacienda estudiaba mecanizar e informatizar parte de la administración, eso eran unos 700.000 funcionarios menos pero con gobiernos compuestos y formados por funcionarios va a ser que hoy no...

Puntuación 2
#5
miguel
A Favor
En Contra

es lo que querían gobiernito comunista de los que pagan poco, mal, en precario, temporal a la maayoría que son el currantitto de ventanilla, mientras ellos se forran en un par de añitos ( vease coletitas, sanchito de festival en falcon, las ministras de Gucci etc etc ). No se preocupen que en unos añitos ya verán como va todo de bien, y lo mismos pensiones, sanidad, educación y blabla bla, mientras salen maletitas cargadas de oro a paraísos fiscales ( la misma historia que venezuela vamos), y prostíbulos llenos de socialistas y sindicalistas con las carteras hasta arriba. Les parece que exagero ?, bueno hace años ya nos veíamos venir el presente t tmb parecíamos exagerar. Está claro que esta gente nos hunde aún más cada día que pasa. Manda guevos que han hecho hasta buenos a los otros ladrones

Puntuación 2
#6
Incrédulo
A Favor
En Contra

Es lo que tiene la agilidad felina del sector público.Parecen dinosaurios.

Puntuación 0
#7