Economía

La sangría no se detiene: EEUU destruye 36 millones de empleos en dos meses tras otra semana negra para el trabajo

  • La peticiones iniciales de subsidios alcanzan los 2,981 millones en la semana

La economía de EEUU sigue destruyendo empleo a niveles no vistos en la historia. Una semana más las peticiones iniciales por desempleo han vuelto a rondar los 3 millones, en esta ocasión se han quedado en 2,981 millones, un dato peor de lo esperado. La suma en dos meses alcanza los 36,7 millones de empleos que han desaparecido.

Si bien es cierto que la destrucción se ha ido moderando desde que superase los 6,8 millones de empleos destruidos a principios de abril, los datos semanales siguen siendo históricamente altos. El mercado laboral pierde cada semana millones de empleos y esta tendencia parece no tener fin.

Para esta semana los expertos habían vaticinado una destrucción de 2,5 millones de empleos, que finalmente han sido 2,981 millones, una destrucción muy superior a la esperada.

"La disminución en 195.000 reclamaciones iniciales respecto a la semana pasada es la disminución más pequeña desde principios de abril, lo cual es sorprendente dado que más estados están reabriendo gradualmente sus economías. Si las solicitudes iniciales continúan disminuyendo a un ritmo tan lento, la tasa de desempleo seguirá aumentando más allá de mayo", aseguran los analistas de Berenberg en una nota.

Ell presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, aseguró este miércoles que podrían ser necesarias más intervenciones para apoyar la economía de EEUU, ante una tasa de desempleo que se acerca al 15%.

Powell restó importancia a los rumores de que la Reserva Federal estaba considerando seriamente los tipos de interés negativos, y dijo que podría ser necesario un apoyo fiscal adicional del Congreso y que "valdría la pena", a pesar de la creciente carga de la deuda de Estados Unidos. "Este asunto es para nuestros representantes electos, que tienen el poder sobre los impuestos y gastos". Este mensaje fue interpretado por los mercados como una llamada a la cautela: la economía de EEUU está sufriendo mucho y aún queda camino por recorrer.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin