Motor

Seat salva los muebles del grupo Volkswagen: es la única marca que aumenta sus ventas en 2019

  • La española crece un 7%, mientras caen Volkswagen (-4,9%), Audi (-5,9%) y Skoda (-2,9%)

La marca española Seat se ha convertido en la única de las grandes del grupo Volkswagen que está dando buenos resultados en lo que va de año. Así, las ventas mundiales han crecido un 7% entre enero y abril respecto al mismo periodo del año anterior. Por primera vez, la marca ha superado los 200.000 coches, en concreto 202.600, en los primeros cuatro meses del año. Entre enero y abril de 2018, SEAT entregó 189.300 coches, el mejor resultado hasta el de este año.

En el último mes de abril, Seat ha vendido 51.000 vehículos, un 1,8% por encima del resultado de 2018. Se trata también del mejor mes de abril, superando la cifra registrada hace un año (50.100). Por su parte, las ventas de la nueva marca Cupra siguen batiendo récords. En el primer cuatrimestre del año, ha vendido 7.900 coches, un 82,3% más respecto a los primeros cuatro meses de 2018.

Gama SUV de Seat que ha contribuido al impulso de las ventas de la marca española.

Unos resultados que contrastan con el comportamiento de las otras marcas del grupo germano. Así, Volkswagen, la principal de las marcas por ventas a mucha distancia de sus hermanas menores, vendió en el primer cuatrimestre 1.943.800 vehículos, con una caída un 4,9 %, y en abril matriculó 487.400 unidades, un 6,2 % menos. La marca achacó los malos resultados al descenso de las ventas en dos de sus principales mercados, Europa, con especial incidencia en Alemania, y China.

No están corriendo mejor suerte las otras dos marcas: Audi y Skoda

No están corriendo mejor suerte las otras dos marcas: Audi y Skoda. La Premium ha cerrado el primer cuatrimestre con una matriculaciones mundiales de 587.550 unidades, lo que representa un retroceso del 5,9% respecto al mismo período de 2017. La compañía explicó que la renovación de su gama de productos, con el cambio de varios modelos de gran volumen, como el A6, ha afectado a sus matriculaciones mundiales, en un entorno complicado de mercado.

En abril, las caídas se agudizaron, al igual que en el caso de Volkswagen, pero también de Seat que crece a ritmos menores. En ese mes las ventas se situaron en 140.300 unidades, una bajada del 12,8% en comparación con las 160.875 unidades comercializadas en el cuarto mes del ejercicio precedente.

Algo mejor parada está saliendo Skoda que en el cuatro trimestre entregó 307.600 vehículos en todo el mundo en el primer trimestre del año, un 2,9% por debajo de los 316.700 del mismo period de 2018. Sin embargo, en la compañía de origen checo resalta que ha incrementado su cuota de mercado global en un 3,3% durante el mismo período.

Por mercados

Seat. En los primeros cuatro meses de 2019, Alemania, Argelia y el Reino Unido son los tres países que más crecen en volumen de coches respecto al mismo periodo del año anterior. España es el primer mercado de la marca en este periodo y sube un 4,2% hasta alcanzar 40.900 coches comercializados, convirtiéndose en la marca líder en España con el León, como el modelo más vendido. Alemania, con 40.100 turismos y un aumento del 13,4%, y el Reino Unido, 25.500 coches, una 7,6% más, siguen a España, mientras que Francia e Italia, dos países clave en la estrategia de crecimiento de SeatT en Europa, progresan a dos dígitos con 11.400, 14,6%, y 9.600, 14,4%, vehículos vendidos, respectivamente.

Las ventas de Seat también crecen en Austria (,5%), en Suiza (3,9%), los Países Bajos (22,3%), Suecia (4,1%) y Dinamarca (8,4%), y en Argelia, que mantiene su fuerte tendencia alcista y roza los 12.000 coches entregados, con un aumento del 18,7%.

Volkswagen. Las ventas bajaron en Europa un 2,6% (595.900 unidades), de ellas 510.400 en Europa Occidental (-2,6 %) y 85.500 en Europa Central y del Este (-2,7 %). En Alemania empeoraron hasta abril un 4,3 % y en abril un 7,3 %, porque el año pasado habían subido por los subsidios para comprar un vehículo más respetuoso con el medio ambiente, según explican en la marca. Los modelos más demandados en Alemania fueron los todocaminos, el T-Roc, Tiguan y Touareg.

Un motivo de la caída de las ventas en Europa es la falta de vehículos con motor a gasolina, que son muy demandados.

Instalaciones de Volkswagen en China.

El otro gran mercado que lastra las ventas de Volkswagen es China con un descenso del 6,8 % (934.800 unidades), porque se mantuvo la cautela del consumidor en abril pese a que se ha reducido el IVA.

Sin embargo, la marca alemana ha visto como mejoran en lo que va de año sus ventas en Rusia un 4,7 % (31.600 unidades), por la demanda del Touareg, del Polo fabricado en España y el Tiguan. Asimismo, crecen en EEUU un 3,9% con 117.200 unidades, por el éxito de la ofensiva de todocaminos Tiguan y Atlas, y en Sudamérica un 0,7%, 144.000 unidades, gracias al tirón de Brasil cuyas matriculaciones suben un 20,5% hasta los 108.900 coches.

Audi. La Premium entregó 271.100 vehículos en Europa en lo que va de 2019, un 6% menos, y 66.900 unidades en abril, un 7,8% menos, al tiempo que las entregas en Estados Unidos cayeron un 8,7% en el cuatrimestre, hasta 63.139 unidades, y un 21,4% el mes pasado, con 15.024 unidades.

Skoda. En los tres primeros meses del año, registró un crecimiento especialmente fuerte en Europa Occidental (137.900, +9,1%), Europa del Este (11.000 vehículos, +12,5%) y Rusia (18.400 vehículos, +9,1%).

Pero según explica el fabricant4e, el actual declive generalizado del mercado automovilístico en China volvió a afectar las entregas globales del fabricante en marzo. Skoda, no obstante, prevé que el nuevo modelo compacto SCALA proporcione un fuerte impulso; las primeras unidades se entregarán a los clientes este mes.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
En portada Ver más noticias
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.