Motor

¿Qué hago si la Guardia Civil me pide parar el coche? Así se debe actuar para garantizar la seguridad

  • El aviso no quiere decir que se haya realizado una ilegalidad en carretera
  • Puede ser porque los agentes hayan detectado un fallo en el vehículo
  • Debe ser en el margen derecho y el conductor no debe bajar del coche
Foto: Europa Press.

En los contantes mensajes que difunde a través de las redes sociales, la Dirección General de Tráfico (DGT) ha recordado esta vez cómo actuar ante una orden de la Guardia Civil en carretera. Un mando que se puede dar por diversos motivos, no siempre implicando un delito, y que conviene seguir con tres sencillos pasos para garantizar la seguridad vial.

Puede ser simplemente por detectar un fallo en los faros o hasta por rebasar el límite máximo de velocidad. Si la Guardia Civil enciende una luz roja intermitente junto a las azules prioritarias, estará indicando al conductor de un vehículo que se detenga para corregir su rumbo.

Detenerse en el margen derecho

Un aviso que, por parte del piloto, se debe respetar siempre para no empeorar la situación y que en su parada deberá hacerse deteniendo el vehículo en el margen derecho de la carretera. Con sumo cuidado, indicando la maniobra siempre con los intermitentes y, si fuese necesario, prosiguiendo incluso la marcha hasta encontrar un lugar amplio, una vez parado el conductor deberá esperar a nuevo aviso.

No salir salvo que se solicite

Será entonces cuando la Guardia Civil se detenga detrás del vehículo para dar seguridad y cuando los agentes bajarán para acercarse al coche parado, siempre con el conductor y todos sus tripulantes en su interior. Solo salvo que pidan bajarse (que deberá hacerse también con seguridad y con el chaleco si fuese necesario para la visibilidad), los guardias se acercarán a la ventanilla delantera derecha para informar de la situación.

Reanudar la marcha con seguridad

Ahí informarán de la pena cometida o del error en la conducción y tras tomar las debidas medidas, el conductor reanudará su marcha con sumo cuidado. Este regreso a la carretera deberá hacerse una vez se hayan solventado los problemas o la Guardia Civil haya indicado la solución (como por ejemplo, acercarse a una gasolinera por baja presión de neumáticos) e indicando la maniobra de regreso como si de un STOP previo se tratase.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin