Deporte y Negocio

La resurrección del Andorra de Gerard Piqué: del fútbol regional a soñar con un doble ascenso en cinco meses

  • Tras la compra del equipo, el jugador ya obtiene sus primeros éxitos
  • Aspira a comprar una plaza en Segunda B si hay plazas vacantes
  • Por el momento, la inversión realizada gira en torno al millón de euros
Gerard Piqué, en un partido con la selección catalana. Foto: Cordon Press.
Madrid

La vida le ha cambiado mucho al Andorra en los últimos cinco meses. El equipo de Primera Catalana fue comprado por Gerard Piqué a finales de diciembre de 2018 y, desde entonces, su ascenso ha sido meteórico. Un proceso con un gasto relativamente asequible en el que las transformaciones implantadas por el futbolista del Barcelona han llevado a este todavía modesto club a subir a un nivel impensable hace tan solo un año.

Apenas unas horas después del K.O. en Copa del Rey de Piqué y su Barcelona ante el Valencia, el Andorra le brindaba un calmante en forma de ascenso a Tercera. El equipo, entrenado por Gabri y Albert Jorquera (dos exazulgranas), llegaba a la cima de su primera cumbre cerrando una segunda vuelta casi impoluta: 13 victorias, cuatro empates y una condición de invicto que nadie pudo igualar en la liga. De estar a diez puntos de la promoción a ser el campeón del torneo.

Resultados excelentes que van en línea de la inversión realizada por Piqué y su grupo Kosmos (mediante el que ejecutó la compra) nada más llegar al Principado. Además de 600.000 en deudas, el futbolista aportó unos 300.000 para revitalizar una plantilla que se vio rápidamente remozada con jugadores habituales de categorías superiores. En total, algo menos de un millón de euros. Un cambio que, deportivamente, ha sido exitoso.

Ya en Tercera, y como campeón de su liga, tendrá el premio extra de disputar la Copa del Rey...competición que también disputará su propietario, aunque en rondas posteriores. Y podría no ser el único premio, porque existe la posibilidad del doble tirabuzón: conseguir el segundo ascenso, esta vez a Segunda B y en los despachos, en la misma temporada.

El equipo andorrano aspira a hacerse con una plaza en Segunda B...que en 2017 salió por 133.000 euros

Lo adelantaba Mundo Deportivo y la estrategia tiene precedentes, no es la primera vez que un equipo compra una plaza de Segunda B a otro con problemas económicos. Ya lo hicieron Cerceda y Peralada (el filial del Girona) en 2017 cuando Boiró y Gavá se quedaron fuera por los graves problemas económicos que atravesaban.

El precio que por aquel entonces puso la RFEF (Federación Española de Fútbol) fue de 133.000 euros, una cantidad que el Andorra podría asumir y pagar con cierta diligencia. La operación se haría mediante el último fichaje andorrano, MoraBanc.

La entidad bancaria, principal socio del club después del acuerdo firmado en abril, sería la encargada de financiar la compra de una plaza en caso de que, finalizada la temporada 18/19 y abierto el plazo de inscripciones, quedase alguna vacante.

Su apoyo sería, en paralelo al impulso deportivo por la inversión realizada desde comienzos de año, clave para poner lo que sería un broche inmejorable a la temporada del Andorra, resucitado por la llegada de Gerard Piqué y aspirante a un doble ascenso que dejaría un pequeño paso más cerca lo que el defensa del Barcelona se propuso como objetivo en una ambiciosa frase, que "el himno de la Champions suene en Andorra".

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0