Construcción Inmobiliario

ACS se refuerza en México con un proyecto para Pemex de 860 millones

  • Se encargará de los servicios de compresión de gas en la Sonda de Campeche
Foto: Archivo

Mientras dilucida si presenta o no una oferta por Abertis, ACS sigue cosechando buenas noticias en forma de contratación. El grupo español, a través de sus filiales Dragados, Avanzia y Cobra, ha sido elegido por Pemex para desarrollar el contrato de los servicios de compresión de gas en la Sonda de Campeche, en México. El proyecto está valorado en más de 1.000 millones de dólares (860 millones de euros al cambio actual) y supone el mayor contrato de la compañía que preside Florentino Pérez en el país azteca.

ACS tendrá hasta diciembre de 2017 para ejecutar las infraestructuras necesarias y, a partir de entonces y hasta 2030, proveerá el servicio de compresión en la plataforma Ku Maloob Zaap, situada en aguas del Golfo de México, según anunció recientemente Pemex. La española se ha impuesto a otras propuestas como la de Carso, de Carlos Slim, propietario a su vez de FCC.

La multinacional española refuerza así su presencia en México, donde el pasado mes de julio igualmente se adjudicó, a través de Cobra, tres campos de gas natural en la última subasta realizada por la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH), con una inversión estimada de 430 millones de euros.

La actividad de ACS en México está apoyada en gran medida en los trabajos que desarrolla para Pemex. En esta línea, el grupo opera otros tres bloques para la petrolera estatal y, en el pasado, ha ejecutado proyectos de modernización de dos refinerías o la construcción de una plataforma, entre otros.

En la actualidad, ACS tiene en cartera, además, el contrato para la instalación y mantenimiento de las plantas fotovoltaicas de Santa María y Orejana con una potencia instalada de 166 megavatios (MW) y 125 MW en Chihuahua y Sonora, respectivamente, y la concesión del sistema de recaudación electrónica para el Siteur (Sistema de Tren Eléctrico Urbano) en la ciudad de Guadalajara, en Jalisco.

México se erige en el cuarto mercado para ACS por volumen de ingresos. En el primer semestre del año, la compañía registró una cifra de negocios de 629,4 millones de euros en el país azteca (un 16,9% menos que en el mismo periodo de 2016).

El foco de su actividad en México está en la división de servicios industriales. ACS no desagrega por países, pero en América del Norte, que incluye al país azteca, registró un descenso de las ventas del 16,3%, hasta 701 millones -la quinta parte del total-. Mientras, la cartera de servicios industriales de ACS en todo el mundo alcanzó los 8.906 millones hasta junio (un 4,8% más) América del Norte, sin embargo, se contrajo un 7,4%, hasta 1.765 millones.

En marzo, el presidente Florentino Pérez descartó que ACS fuera a participar en la construcción del muro que Estados Unidos quiere levantar en la frontera con México. "Ni es nuestra especialidad, ni nos lo hemos planteado", respondió después de que el consejero delegado del Hochtief -hoy también de ACS-, Marcelino Fernández Verdes, expresara la disposición del grupo.

El fondo TCI toma el 1,1% de Abertis

En plena oferta pública de adquisición (opa) de Atlantia por Abertis, y con ACS deshojando la margarita sobre si presenta una contraoferta, el fondo británico TCI ha declarado el 1,098% de Abertis. Se da la circunstancia de que esta firma, primer accionista de Aena, apoyó hace tres meses una contraopa por parte del gestor aeroportuario que el Gobierno vetó. Un movimiento que, tras las subidas en bolsa de Abertis, refleja su apuesta porque haya una oferta competidora.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0