Cataluña

Aigües de Barcelona regulariza el 50% de las incidencias en las facturas del confinamiento

  • Los desajustes afectaron al 20% de los clientes
  • La compañía ha puesto a disposición de los usuarios un espacio digital de información
/ EE
Barcelona

Aigües de Barcelona ya ha regularizado más de 165.300 facturas afectadas por la lectura estimada que se hizo durante los meses de confinamiento, casi el 50% de la totalidad de recibos que debe revisar.

Esta regularización, que afecta al 20% de los clientes de la compañía, "se está incluyendo de forma automática en las facturas emitidas desde el 11 de noviembre", según ha notificado la compañía en un comunicado.

Durante el confinamiento domiciliario, entre marzo y mayo, el incremento medio del consumo de agua en el ámbito doméstico fue del 9,6%, respecto al mismo periodo del año anterior. "Por esta razón, en el momento de emitir la primera factura con una lectura real, se han podido producir saltos en los tramos derivados de una acumulación de consumo", ha explicado la compañía.

Durante esta emergencia sanitaria, Aigües de Barcelona adoptó una serie de medidas con un doble objetivo: garantizar la continuidad del servicio y proteger la salud, tanto de sus trabajadores, como de clientes y ciudadanía en general. Una de las medidas fue suspender temporalmente las lecturas físicas de los contadores de agua. Así, de acuerdo con lo previsto en el artículo 60 del Reglamento del Servicio Metropolitano del Ciclo Integral del Agua, aprobado por el AMB, se procedió a aplicar lecturas estimadas en base a los consumos del mismo periodo del año anterior. Ello ocasionó que en la siguiente factura, con una lectura real, se acumulara un consumo que sobrepasaba la media del usuario y en algunos casos se saltó de tramo y con ello se aplicó una tarifa más alta. De ahí la distorsión en las facturas.

Consulta 'online'

La revisión de las facturas se realiza directamente desde la compañía, pero pese a ello Aigües de Barcelona ha decidido poner a disposición de los usuarios un espacio digital, accesible además desde su web, para que cualquier ciudadano pueda resolver sus dudas de forma sencilla: https://www.regularizacionfacturaagua.com/. De esta forma, se completa además la información incluida en todas las facturas regularizadas por la aplicación del Decreto 675/2020 del Àrea Metropolitana de Barcelona (AMB).

Aigües de Barcelona, compañía controlada por Agbar, está procediendo a la devolución total de unos 7,5 millones de euros a sus clientes, según cálculos del Ayuntamiento de Barcelona. Fuentes de Aigües de Barcelona aseguran que no disponen de la cifra exacta y minimizan el impacto que tuvo el desajuste en la lectura de los contadores de consumo porque, según afirman, sólo afectó a dos de cada 10 clientes.

La compañía argumenta que un 58% de los abonados no tienen aún instalado un contador de telelectura, por lo que la lectura del consumo la realiza personal de la empresa, un proceso que quedó interrumpido durante los meses de confinamiento y se facturó sobre una lectura estimada. Con la vuelta a la normalidad, se recuperó el sistema de lectura manual y, en muchos casos, como las estancias de las familias en sus casas fue superior a lo habitual, la factura también subió. Teniendo en cuenta que el precio del metro cúbico se tarifa por tramos, el problema surgió cuando a más consumo se saltó de tramo.

Desde Aigües de Barcelona se incide también que solo el 22% de la factura del agua corresponde a lo gastado por consumo y el 78% son impuestos como el IVA, el canon del agua y el de saneamiento se calculan sobre el importe total, y los recibos se dispararon.

Promedio

Para proceder al abono, la compañía ha optado por, una vez realizada la lectura real, calcular el promedio mensual de todo el periodo afectado y facturar solo por este nivel de consumo. Insiste en que está actuando de oficio, de manera que el cliente no tiene que presentar ningún tipo de reclamación para que la situación de sus facturas quede regularizado.

Otras compañías locales del servicio del agua han detectado las mismas irregularidades. En Girona, Aigües de Girona, Salt i Sarrià (Agissa) también detectó disfunciones entre lectura estimada y la real.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin