Cataluña

Cellnex convierte a Francia en su primer mercado

  • La compañía cuenta con 6.000 millones de liquidez para seguir creciendo
Los directivos de Cellnex José Manuel Aisa y Tobías Martínez. EE

Francia se convertirá en el primer mercado para Cellnex Telecom, por delante de España e Italia, que lideran el negocio de la compañía hasta ahora, tras las operaciones anunciadas en 2019 y los primeros meses de 2020 –la última este mismo miércoles-, según su consejero delegado, Tobías Martínez.

En rueda de prensa para presentar los resultados de 2019, Martínez ha explicado que Francia es el primer país receptor de las inversiones, con más de 5.000 millones de euros comprometidos, y donde Cellnex más está creciendo.

Asimismo, Reino Unido también se convertirá en uno de los principales mercados para la multinacional española de telecomunicaciones una vez cierre este año la compra de la británica Arqiva por 2.000 millones de libras, lo que prevén sin contratiempos una vez se complete la autorización de las autoridades de competencia.

Tras las inversiones por casi 4.000 millones de euros de 2019 –que ascienden a 7.700 millones sumando importes comprometidos y que suponen aumentar las ventas bajo contrato un 144% respecto a 2018 hasta 44.000 millones de euros-, Cellnex dispone actualmente de liquidez por otros 4.000 millones (6.000 si se tienen en cuenta los más de 2.000 previstos para Arqiva).

Este mes de mayo, Cellnex cumplirá el quinto aniversario de su salida a bolsa, y desde entonces ha pasado de estar presente solo en España a contar con 58.000 emplazamientos de telecomunicaciones en ocho países europeos.

Ambición europea

"Hay muchas oportunidades de crecimiento en los ocho países donde estamos, es la prioridad, aunque mantenemos la ambición de estar en toda Europa. Claro que nos gustaría estar en Alemania, igual que en Bélgica o los Países Nórdicos, pero antes de todo eso, queremos seguir creciendo en los países en los que ya estamos", ha explicado Martínez.

Para conseguirlo, Cellnex no descarta nuevas ampliaciones de capital, tras las dos realizadas en 2019 por 3.700 millones: "Si las condiciones de crecimiento nos llevan a una estructura de balance que requiere una nueva ampliación de capital, el consejo de administración lo analizará y lo aprobará. Lo analiza constantemente de acuerdo con los proyectos, pero hoy no hay nada encima de la mesa".

Dividendo contenido

Respecto al reparto de dividendos –con aumento anual del 10% entre 2020 y 2022-, Martínez ha asegurado que los accionistas apoyan que sea reducido porque la compañía está en etapa de crecimiento, igual que entienden que Cellnex presente un resultado neto de pérdidas: "La construcción de nuestro proyecto en Europa no se ha acabado, y no podemos precisar cuándo dejaremos de necesitar reinvertir los flujos de caja. No estamos preocupados por el resultado contable positivo de beneficio o no, porque nunca nos hemos comprometido con los inversores a tener beneficios. Si no, la acción no se revalorizaría un 95% como en 2019 ni se cubrirían las ampliaciones de capital".

El director financiero, José Manuel Aisa, ha destacado el crecimiento del flujo de caja del 15% en 2019 y la reducción de las pérdidas pese a las amortizaciones y costes financieros en un contexto inversor que "no ha acabado".

Respecto a la deuda –de 3.938 millones netos a 31 de diciembre, un 68% a tipo fijo,-, Aisa ha defendido una estructura financiera "muy sólida", con más de 6.000 millones de liquidez disponible, además de bonos y otros instrumentos por más de 5.000 millones hasta 2032 y un coste medio del 1,5%.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin