Castilla y León

Mañueco pide a Sánchez que "cese los ataques" a Castilla y León tras otra victoria judicial sobre Navacerrada

Pedro Sánchez, presidente del Gobierno
Valladolid

El presidente de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, se ha congratulado de la decisión del Tribunal Superior de Justicia de rechazar las medidas cautelares solicitadas por el Gobierno para evitar la apertura de la estación de esquí de Navacerrada y ha pedido al Ejecutivo central que "cese los ataques" contra los intereses de la Comunidad.

Por segunda vez, el TSJ rechaza las pretensiones de que la Junta decrete el cierre de la estación. Según ha explicado Mañueco, la Sala del Tribunal Superior de Justicia considera que la posición de la Junta de Castilla y León es "razonable", por lo que ha defendido que "ha imperado la razón".

"Allí donde hay una posibilidad de desarrollo económico, social, en el mundo rural, hay un ataque inexplicable por parte del Gobierno Sánchez. No lo entendemos", ha lamentado el presidente autonómico, que ha recordado su compromiso de "proteger a las personas de Castilla y León", especialmente "aquellas que viven en el mundo rural".

Finalmente, Fernández Mañueco ha destacado que esta decisión judicial permitirá mantener la actividad de la estación de esquí de Navacerrada hasta que se resuelva el fondo del asunto, cuestión que "puede tardar todavía varios meses".

Hasta que haya una resolución jurídica sobre el fondo, el auto del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León tiene que ser cumplida por todas las administraciones públicas, según subraya el Gobierno autonómico.

El TSJCyL recoge en su fallo que la actividad de la estación de esquí desde la última concesión se viene realizando durante los últimos 25 años y el perjuicio estaría más en el impedimento del uso y la posible retirada de las instalaciones, lo que podría crear una situación definitiva "de difícil reversibilidad".

El auto también señala que la Junta de Castilla y León no fue parte del otorgamiento de la concesión y no aprecia, por tanto, a priori, una infracción grosera del derecho que no participe ahora en su posible extinción.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin