Canarias

Anulados el despido de 78 subcontratados para Ryanair en Canarias

  • La sentencia declara el derecho de los trabajadores afectados a la reincorporación inmediata en sus puestos de trabajo
Las Palmas de Gran Canaria

La Audiencia Nacional ha declarado nulo el despido colectivo de 78 tripulantes de cabina de Crewlink, que prestaban servicio para los aviones de Ryanair en España en las bases de Gran Canaria, Tenerife y Lanzarote. Para USO, el contenido de esta sentencia define el modo de Ryanair de tratar a sus trabajadores, que es "humillante, indigno e inaceptable" en un sector como el aéreo donde debe primar la seguridad, y al que la justicia está poniendo límites".

También ha declarado nulo el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) de Crewlink, la agencia de colocación de Ryanair, según ha informado el sindicato USO, demandante junto al sindicato que representa a los tripulantes de cabina de pasajeros SITCPLA. La Audiencia Nacional estima la demanda de ambos sindicatos contra estos despidos alegando falta de buena fe en la negociación del ERE así como fraude de ley.

La sentencia declara el derecho de los trabajadores afectados a la reincorporación inmediata en sus puestos de trabajo en las mismas condiciones que regían antes del despido, con abono de los salarios dejados de percibir desde la fecha del despido hasta que la readmisión tenga lugar. Determina también que la empresa dilató sin motivo alguno el inicio del proceso de consultas del ERE y siguió ofertando vacantes y recolocaciones a los afectados durante el proceso negociador. La Audiencia entiende que el proceder de la compañía supone un uso "fraudulento" del despido colectivo y "la ausencia de buena fe que debe regir el periodo de consultas".

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.