Banca y finanzas

Revolut da el 'sorpasso' a Santander y CaixaBank en nuevas altas de clientes

  • Los jugadores digitales se abren paso con ofertas sin comisiones y las remuneraciones al ahorro
  • La 'fintech' copa un 12,8% en las nuevas relaciones financieras frente al 12,6 y 9,3% de los dos bancos

La banca digital se abre camino entre los usuarios financieros con jugadores especialmente destacados. Revolut acaba de dar, precisamente, el sorpasso a CaixaBank y Santander en términos de nuevas cuentas abiertas por parte de los usuarios, con un porcentaje del 12,8% frente al 9,3% realizado por el banco catalán y el 12,6% del grupo cántabro. BBVA conserva el liderazgo, pero su cuota de mercado en esta actividad desciende al 14% cuando apenas tres años atrás rozaba el 20%. Por entonces, CaixaBank copaba casi el 30% y Santander aglutinaba un 12% de las nuevas cuentas.

El proceso ha ido a más en los últimos años coincidiendo con una tendencia entre los españoles a buscar una segunda o tercera entidad financiera para aprovechar determinadas ofertas en medios de pagos, bonificaciones o descuentos al realizar ciertas compras o rentabilizar los ahorros.

Hoy los ciudadanos trabajan con 1,73 bancos de media frente al 1,44 registrado en plena pandemia del Covid, y el censo de usuarios que operan exclusivamente con una entidad ha descendido en ese periodo de tiempo desde el 64,9% al 50,6%.

Búsqueda del 'segundo banco'

Son algunas de las conclusiones del último informe elaborado por Grupo Inmark, empresa de estudios de mercado especializada en análisis financieros desde hace varias décadas. Para los informes realiza entrevistas a más de 12.000 personas con 18 años cumplidos y bancarizadas entre los meses de marzo y junio. En la última oleada, correspondiente a 2023, efectuó 12.015 entrevistas frente a las 1.000 o 2.000 que suelen efectuarse, por ejemplo, para encuestas de intención de voto en elecciones.

El informe estima que un 5,4% de los ciudadanos han iniciado una relación financiera en el último año -abrir una cuenta, contratar el primer producto con la entidad, etc-. "Se observa que entidades online como Revolut y Openbank tienen un gran protagonismo en las nuevas altas; se reduce la presencia en ellas de bancos tradicionales y aumenta la que tienen este tipo de entidades online", explica la directora de Estudios Multicliente en Grupo Inmark, Ana Delia Revilla.

La evolución la explica en el "protagonismo creciente que tienen entidades que basan su oferta en el canal online", favorecido por la política "de no aplicar comisiones por servicio" y, en los últimos meses, también por las campañas de captación donde pagan en cash o con rentabilidades en el ahorro.

Conforme al estudio, Revolut, que en primavera ya alcanzó los 1,6 millones de clientes en España, ha pasado de cerrar apenas el 0,1% de las nuevas altas en el año 2020 a situarse en la segunda posición, solo superado por BBVA.

ING mantiene su posición en alrededor del 7,5% de la tarta; pero Openbank, del Grupo Santander, escala del 1,7% al 4,4%; Imagin (CaixaBank), del 0,2 al 3,5%; el neobanco N26 de un 0,1 al 3% y Evo Banco (Bankinter) del 0,9% al 2,1%. En posiciones inferiores a las fintech y neobancos mejor posicionados en este indicador quedarían Abanca (2,9%), Bankinter (2,6%), Ibercaja (1,6%) o Kutxabank (1,3%).

Esta evolución coincide con el avance en la notoriedad de los operadores emergentes y digitales y con esa tendencia a contratar productos específicos en un segundo banco por su oferta y que, en algunos casos, resulta atractiva simplemente por carecer de comisiones por servicios, sin que merme de manera significativa el negocio de los bancos tradicionales.

La estrategia común entre todos los operadores es aprovechar la afluencia de usuarios para intentar construir a medio y largo plazo una relación más estrecha y rentable fomentando la mayor contratación. De ahí que algunas plataformas estén incorporando paulatinamente servicios y productos a su porfolio con los que obtendrían márgenes superiores a los que sacan con muchas ofertas gancho, donde los márgenes puede ser exiguos para, precisamente, atraer usuarios.

La directora de Estudios Multicliente en Grupo Inmark descarta, sin embargo, que los neobancos o los bancos digitales como Openbank o Imagin vayan a superar a sus matrices en algún momento. "Los bancos tradicionales (CaixaBank y Santander, respectivamente) siguen teniendo y tendrán gran protagonismo en la oferta financiera", afirma la experta.

La estrategia de la banca más tradicional y consolidada difiere frente a los nuevos jugadores en apostar por fidelizar usuarios con venta cruzada de productos y servicios, a cambio de eximirles de comisiones y mejorar los precios a medida que la relación se estrecha, dejando en muchos casos las propuestas más agresivas en precios a las filiales o marcas digitales puras.

De hecho, otros estudios de Inmark confirman esa preocupación de la gran banca por fidelizar usuarios. Los usuarios vinculados habrían pasado en CaixaBank desde un 10,3% en el año 2018 al 13,7% en 2021; en BBVA subirían del 10,1 al 12,6% y en el Santander al 9,5% desde un 7,2%.

Bonificaciones por abrir cuenta

Casi todas las entidades tienen abiertas, no obstante, campañas de captación de clientes con bonificaciones vía pago en cash o remuneración a parte del ahorro, sobre todo, si llevan la nómina.

Banco Santander abona 350 euros si se domicilia la nómina y se abre cuenta, BBVA y Abanca aportan 300 euros; Unicaja bonifica con 250 y Sabadell y Cajamar, con 200, según los datos recompilados por el comparador Kelisto. Otras ofertas remuneran el ahorro o, incluso, premian al cliente que haga de embajador y lleve nuevos usuarios al banco por pagos en efectivo.

Un 43% con productos de ahorro

La subida de los tipos y el mejor comportamiento de los mercados empuja al ahorrador a contratar productos para rentabilizar su dinero. Un 42,4% de los españoles tienen algún tipo de producto de ahorro o inversión contratado frente al 35,7% que lo hacían en 2020. El porcentaje escala al 48,4% en los hogares o familias.

Durante la pandemia se disparó la capacidad de las familias de economizar para hacer una hucha precautoria, que llevó a un récord de 941.800 millones de euros el dinero alojado en cuentas a la vista ante el nulo atractivo de los depósitos.

Pero en el último año algunas entidades, digitales y extranjeras, han recuperado los depósitos remunerados y la gran banca oferta fondos de inversión y seguros de ahorro a sus clientes ahorradores.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud