Banca y finanzas

Deutsche Bank realizará este año un ajuste de oficinas y empleados en España

  • El coste estimado de la operación asciende a 30 millones de euros
  • El ajuste tendrá un reducido impacto en clientes y empleados
Foto: Archivo

La filial española de Deutsche Bank ejecutará este año un proceso de reestructuración que implicará el cierre de algunas oficinas y una reducción de plantilla, cuyo coste estimado asciende a 30 millones de euros.

En un comunicado interno, el banco ha informado de que a finales de junio concentrará varias oficinas próximas entre sí, ubicadas en capitales de provincia, y ajustará su presencia en determinados mercados con el cierre de siete oficinas.

Deutsche Bank España también ha informado a sus trabajadores de que el ajuste tendrá un reducido impacto en clientes y empleados.

Según revela el informe financiero del segundo semestre de 2020 consultado por Europa Press, este plan de reestructuración fue aprobado por los administradores del banco el pasado mes de noviembre, se enmarca en el proceso de transformación de la entidad para enfocarse en los segmentos estratégicos y contempla, entre otras cuestiones, "el cierre de oficinas y una reducción del número de empleados".

El coste estimado del plan de reestructuración, que se ejecutará en 2021, asciende a 30 millones de euros, de los que al cierre del ejercicio se habían satisfecho 12,49 millones, según reflejan las cuentas anuales.

Fusiones en 2020

Deutsche Bank fusionó en junio de 2020 las unidades de Wealth Management y Private & Commercial Bank International, creando así la nueva división IPB Internacional, que da servicio a los clientes particulares, banca privada, grandes patrimonios y empresas.

Tras la fusión, se aprobó un plan estratégico enfocado en aprovechar las oportunidades que ofrece el mercado, al ser el único gran banco internacional con una red de oficinas en España, y en construir un modelo de distribución híbrido que combine las capacidades de asesoramiento personalizado con la demanda de los clientes de atención digital y remota.

"Seguiremos siendo un banco cuya base es la relación cliente-gestor, por lo que tendremos oficinas más grandes y enfocadas al asesoramiento y aumentamos la transaccionalidad por Internet, lo que conlleva, entre otras cuestiones, el cierre de oficinas y algunas indemnizaciones", indicaron fuentes de Deutsche Bank consultadas por Europa Press.

Desde la entidad aseguran que Deutsche Bank sigue apostando por su crecimiento en España y recuerdan que han anunciado la contratación de medio centenar de personas para IT y la contratación de 25 banqueros para el área de Wealth Management.

Deutsche Bank Sociedad Anónima Española registró pérdidas de 4,78 millones de euros en 2020, frente a las ganancias de 20,48 millones que obtuvo en el ejercicio precedente.

A 31 de diciembre, la entidad tenía en España 2.259 empleados, 42 menos que un año antes, y 168 oficinas para particulares, 4 menos que un año antes, la mayoría de ellas en Cataluña, Madrid, Valencia y Andalucía.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.