Banca y finanzas

Caixa Popular adelanta al 22 de mayo el pago de las pensiones a sus clientes

Valencia

Caixa Popular facilitarán el cobro de las pensiones a sus clientes el próximo 22 de mayo, tres días antes de la fecha habitual. Esta medida se suma a todas las iniciativas puestas en marcha por la principal entidad financiera valenciana para aligerar la presión financiera durante la crisis sanitaria del COVID-19.

Para evitar riesgos, todos los pensionistas que reciben su pensión en su cuenta de Caixa Popular recibirán dicho abono de forma automática, sin necesidad de realizar petición o trámite alguno.

El grupo social con más riesgo ante la crisis sanitaria del coronavirus es el de las personas mayores. Por este motivo, el adelanto de sus pensiones y el abono automático en sus cuentas trata de evitar que la población de más riesgo tenga que acudir a la oficina bancaria para actualizar sus libretas o realizar algún retiro de efectivo en el cajero.

Caixa Popular recomienda evitar los desplazamientos innecesarios a las oficinas y reducir el uso de dinero en efectivo. Los clientes pueden realizar sus gestiones a través de Ruralvía, la banca digital de la entidad, que permite operar las 24 horas del día con absoluta seguridad y normalidad.

Caixa Popular ofrece así su total cooperación con las autoridades para aliviar los efectos económicos de la grave situación provocada por el coronavirus y reafirma su compromiso de aportar medidas de apoyo a las personas que se encuentran en situación de vulnerabilidad.

Además, en el marco dentro de su iniciativa "On Toca Estar", la entidad ha puesto en marcha un plan de ayudas dirigido a empresas, comercios, autónomos y particulares, que pretende mitigar los efectos de la crisis en la economía valenciana provocada por el COVID-19.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.