Aragón

Asai avanza en economía circular: se adentra en el reciclaje del coche eléctrico

  • La empresa crece a un ritmo del 20%, estando previsto alcanzar una facturación de cuatro millones en 2023
  • La compañía contempla la incorporación de tres profesionales a su plantilla
  • Gana presencia en los mercados internacionales
Instalaciones de Asai en Pinseque (Zaragoza).
Zaragoza

La empresa de ingeniería y robótica industrial forma parte del proyecto Reload, incluido en el PERTE para el Vehículo Eléctrico y Conectado (VEC), liderado por el Grupo Volkswagen y SEAT, con el fin de analizar las vías para optimizar los materiales útiles una vez este tipo de coche ha llegado al final de su vida.

El objetivo del proyecto Reload es sacar valor del coche eléctrico, que tiene un potencial más amplio que uno convencional al llevar electrónica. Ahí hay materiales valiosos, como por ejemplo el cobre, y que se pueden reciclar como las baterías de litio que, por ejemplo, podrían utilizarse para backup para sistemas de uso residencial o para fabricar otras baterias, según explican fuentes de la empresa a elEconomista

El proyecto busca así contribuir al suministro de metales de alto valor en la cadena industrial del vehículo eléctrico y conectado con el fin a su vez de reducir la dependencia de importaciones e impulsar un modelo de economía circular, sostenible y menor huella ambiental. 

Con estos objetivos, el proyecto se centrará en investigar en tecnologías sostenibles de reciclado, ecodiseño e industria 4.0 para recuperar los metales presentes en componentes electrónicos, baterías de ion-litio y motores eléctricos.

La empresa ya tiene experiencia en trabajar con SEAT, ya que forma parte de su pool de proveedores desde hace dos años. Y, aunque no han realizado ningún proyecto para ellos, en los últimos cuatro o cinco años, sí han estado en contacto con la compañía de automoción en el área de investigación y desarrollo. Ahora, con el PERTE, se abre la posibilidad de poner en valor esta I+D+i, aunque todavía habrá que esperar a que se pronuncie el Gobierno de España sobre este proyecto y conocer la cantidad económica que se percibiría.

Asai está especializada en estrategias para automatizar procesos de validación, estando alineada con los objetivos del proyecto Reload con el que se pretende aplicar la tecnología para convertir el automóvil en piezas de valor.

La participación de Asai en este proyecto tendrá un impacto positivo, ya que permitirá a la empresa ampliar su plantilla -ahora son 32 personas-, en tres profesionales, sobre todo, para el departamento de I+D, aunque todo dependerá de la cuantía económica concedida a este PERTE. Además, la empresa se adentrará en la economía circular, en la que ya han realizado algunas incursiones.

Aparte de Asai Industrial, en el proyecto Reload, también participan compañías y entidades como Enso Innovation, Técnicas Reunidas, Balidea, CETIM Technological Centre, la Universidad de Zaragoza y el CSIC. Esta línea de economía circular es una de las que contempla el PERTE para el Vehículo Eléctrico y Conectado (VEC), impulsado por los socios de 'Future: Fast Forward' y liderado por el Grupo Volkswagen y SEAT para convertir a España en un hub del vehículo eléctrico en España.

Un proyecto que cuenta con un total de 62 empresas nacionales de 11 autonomías, internacionales y referentes en diferentes sectores de actividad. El VEC también comprende la electrificación de las fábricas de Martorell y Pamplona, la creación del ecosistema de baterías para coches eléctricos en el país y una gigafactoría de baterías en Sagunto y la formación y digitalización, además de la economía circular.

Crecimiento del 20%

Asai sigue avanzando también en el plan estratégico dentro del que prevén alcanzar una facturación de cuatro millones de euros el próximo año. La empresa ha crecido un 20% en el último ejercicio y se estima que cerrará el año 2022 superando los tres millones de euros, tras finalizar 2021 con alrededor de 2,8 millones.

Una cifra de facturación con los que la compañía ganará tamaño para poder abordar proyectos más grandes. Precisamente, con este objetivo, la empresa no descarta establecer colaboraciones de índole societario con otras compañías para afrontar esos grandes proyectos sin tener que recurrir a financiación externa.

Asai va abriendo cada vez más mercados fuera de España de la mano de multinacionales para las que trabaja como está sucediendo en Francia o en Estados Unidos. La empresa trabaja para compañías como Opel, ArcelorMittal, Mann+Hummel, Arpa, ABB, Inditex, Teka, Pikolin, Veralia o Arpa, entre otras. Su actividad es transversal a casi todo tipo de proyectos industriales con independencia del sector, ya que trabaja en diversos campos como la automoción, industria química,

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.