Actualidad

Así es el hallazgo en la vacuna del CSIC que podría cortar de lleno los contagios por coronavirus

  • En colaboración con el CIB, es una de las diez curas que investiga España
  • Los ensayos en ratones han dado buenos presagios de cara al futuro
Foto: iStock.

Pese a que hace tiempo que las primeras vacunas contra la covid-19 se autorizaron para su comercialización, con bastante éxito, el mundo de la ciencia sigue buscando las mejores curas para derrotar a la pandemia. También en España, donde en la actualidad hay hasta diez proyectos en investigación donde destaca la del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) junto al Centro de Investigaciones Biológicas (CIB) que lidera el profesor Vicente Larraga.

Hasta ahora, el gran hallazgo conocido sobre las vacunas contra el coronavirus es que reducen considerablemente los efectos graves que introduce el virus en el organismo. También disminuyendo la probabilidad de contagio, sin embargo la variante ómicron ha desechado en muchos casos esta idea poniendo en jaque los estudios llevados a cabo.

Por ello la búsqueda de mejores inoculaciones que, bien mediante una pastilla o bien mediante más dosis inyectadas consigan mejores efectos que acaben con futuras nuevas cepas que surjan en todo el mundo. Algo en lo que está trabajando España, entre otros estudios, a partir de la vacuna del CSIC-CIB.

Así es la vacuna CSIC-CIB de Larraga

Aún en sus primeras fases de desarrollo, esta cura está siendo probada en ratones a través de los cuales se ha demostrado un curioso avance en las últimas semanas. Los roedores probados, además de combatir la enfermedad reduciendo los efectos graves (como hacen las existentes), también daban síntomas de bloquear los contagios.

Es decir, se reduce la probabilidad de que un ratón infectado y vacunado pase el coronavirus a otro no vacunado, por lo que vendría a ser una característica por ahora única de esta vacuna. "Tiene muy buena pinta, por decirlo de forma coloquial", ha querido señalar Larraga en una entrevista con Radio 6 Tenerife.

La vacuna además tendría facilidad para mutar sus propiedades en caso de una nueva variante que escape de ella

Unos buenos resultados que, además, se unen al hecho de que esta cura es sintética, es decir, se puede desarrollar con facilidad en caso de que la covid-19 vuelva a experimentar una mutación, adaptando las características de la vacuna a la nueva cepa. Esto se consigue gracias al hecho de que se utiliza un vector de ADN para introducir en el cuerpo del individuo genes del antígeno del virus, lo que induce a las células a producir una proteína del SARS-CoV-2.

Eso sí, por ahora con mucho camino por recorrer, los buenos presagios del CSIC y el CIB ayudan a una lucha para erradicar, primero la pandemia, y después bloquear todo rastro de coronavirus para que en el futuro sea una enfermedad del pasado por la que apenas haya casos preocupantes. 

comentarios2WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 2

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Javier
A Favor
En Contra

Dice el articulo que los pinchazos actuales, no son vacunas, han tenido éxito. ¿ Éxito para quien? desde luego no para los pinchados. Pues éstos sigue contagiándose, contagiando y enfermando... en todo caso ha sido un éxito para los laboratorios. Laboratorios que están blindados ante los ya escandalosos efectos secundarios que producen sus mejunjes...

¿ Veremos a los políticos responsables de los pinchazos masivos rendir cuentas ante la justicia?

Puntuación 3
#1
Ana
A Favor
En Contra

No se ve que el Gobierno potencie con más medios y personal las vacunas que investiga el CSIC, pero sí da apoyo a la de Hipra.

Si sale una vacuna que evita el contagio.....se acabó el negocio de las vacunas y pastillas de las farmacéuticas, que además en estos dos años ni tan siquiera las mejoraron o investigaron en busca de una que evite o disminuya contraer el virus y transmitirlo.

Puntuación 1
#2