Actualidad

Alerta alimentaria: este es el peligro que entraña consumir el aceite de una lata de atún

  • Con propiedades beneficiosas, el consumo excesivo puede ser perjudicial
  • El atún es muy demandado dado su aprovechamiento sobre otros alimentos
  • Aunque con riesgos, siempre es mejor elegir la opción aceite de oliva
Foto: Dreamstime.

Muy ligado a la gastronomía mediterránea, el atún es uno de los productos más demandados en los comercios especializados en alimentación. Bueno por todas sus características, sin embargo la variedad enlatada conlleva algún que otro riesgo para la salud. En concreto en su aceite de conserva, hay motivos para no consumirlo.

Atún fresco, rojo, en ventresca, bonito... muchas son las formas en las que se manifiesta el atún, pescado azul por excelencia y, por lo tanto, uno de los más recomendados en su consumo. También en la variedad en lata, la que más opciones tiene dentro del supermercado, esta es muy útil para platos de fácil preparado puesto que se puede incluir en cualquier menú.

Con un aporte nutricional algo menor que el atún fresco, sin embargo la versión enlatada contiene ácidos grasos omega-3, vitaminas del complejo B y una gran variedad de vitaminas A y D. Condiciones todas que lo hacen óptimo en cualquier dieta... aunque no de forma excesiva (no más de tres latas a la semana, por el elevado nivel de mercurio que contiene).

El riesgo del aceite del atún en lata

Este es uno de los peligros que hay que tener en cuenta a la hora de consumir atún en lata, pero más si cabe hay que prestar atención sobre su aceite que sirve para conservarlo. Tanto en la versión de aceite de oliva como en la de girasol, la primera es más recomendable por las obvias propiedades que posee el oro líquido.

Eso sí, a la hora del consumo del atún conviene retirar el aceite -siempre reciclándolo como es debido- y no usarlo como un aliño de ensalada. Así lo certifican diversos estudios y expertos nutricionistas que alegan que este aceite, aunque comestible, contiene una gran cantidad de sal (para actuar como conservante).

A la hora de preparar una ensalada es mejor usar aceite de oliva virgen extra normal que reutilizar el de la lata de atún

Es decir, un 'chupito' del aceite de una lata de 80 gramos conlleva un alto nivel de calorías que puede ser perjudicial si se toma en abundancia o en presencia de una dieta proteica. Por ello, conviene extremar el cuidado con este producto que, aunque beneficioso no tiene las mismas cualidades que el atún fresco.

Un atún enlatado que se puede encontrar en prácticamente todos los establecimientos alimentarios, con el consiguiente buen aprovechamiento al que da lugar dado la buena acogida que tiene en ensaladas, tostas o junto a pastas. Eso sí, siempre con un consumo moderado.

comentarios4WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 4

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

VIO
A Favor
En Contra

Realmente el consumo de atún rojo, desde antiguo considerado como el cerdo del mar ya que de él se aprovechan todas sus partes, es exagerado y de seguir así vamos a acabar extinguiendo esta especie tan beneficiosa. Se le persigue sin tregua al entrar por el estrecho de Gibraltar para ir a aparearse y desovar en la gran fosa submarina que hay entre Ibiza y Mallorca. Y se le vuelve a perseguir al retorno delgado y exhausto para salir de nuevo al océano Atlántico y reponerse. En fin, es una especie que se debe proteger, cuidar y mimar, y sus abuso desmedido en la alimentación humana va a acabar con este bellísimo pez. Se le pesca por su elevado precio y en muchos casos se envía directamente a Japón donde es extremadamente apreciado. Desconocía la faceta de que el envasado en lata con aceite lleva un exceso de sal. De hecho, casi todos los alimentos enlatados suelen llevar un exceso de azúcar y de sal y por tanto son muy poco beneficiosos para la salud aunque muy fáciles de usar. Hoy me voy a fijar en el porcentaje de sal que llevan estas latitas, ya que ante estos desmanes de los fabricantes siempre hay que estar con ojo avizor y dispuestos a dejarlas en los anaqueles del supermercado para siempre.

Puntuación 16
#1
JuanSinMiedo
A Favor
En Contra

JAAAAAjajajaja..... Aún me acuerdo cuando los médicos, prohibían el pescado azul, por ser poco menos que venenoso, y no digamos si era enlatado..... Y con el aceite de oliva, otro tanto en los 60's, el que molaba era el de soja.... ( habían venido los yanquis a Torrejón, y a ellos no les gustaba el de oliva, pero si el de soja, hubo una verdadera epidemia en los restaurantes con el apestoso aceite de soja)

Con esto del aceite de las latas 3/4 partes de lo mismo.... el aceite es de 1ª, pero lo malo es la sal....¿Y si no hecho sal a la ensalada, pero si el aceite?..... Y si no soy hipertenso? ..... ¿ Y si me mondo de las chorradas que suelen salir de vez en cuando?

Puntuación 34
#2
A Favor
En Contra

Si tomas pescados tienes que tomar spirulina con chlorella, sacan el mercurio fuera de las células, y tomar cilantro que es capaz de expulsar ese Mercurio fuera por el tubo digestivo. Salud y suerte.

Puntuación -3
#3
Diego desde Tabarnia
A Favor
En Contra

Conclusión del tonto artículo: Ni se les ocurra comprar latas de atún con aceite de oliva, y menos a la tun-tún, porque es un grave peligro para su salud y pueden morir envenenados! Ja, ja.

En fin, como siempre, sembrando más miedo, alarmismo y paranoia, si cabe, a la gente; como todavía no han metido suficiente miedo...

Eso sí, creo que el artículo tiene su mala leche.

Puntuación 5
#4