Actualidad

Así son las mejores marcas de portátiles, según la OCU: una europea se cuela en la batalla de EEUU y China

  • La institución pasa revista según la satisfacción y fiabilidad aportada por los clientes
  • HP, la firma que más se compra en España, no está entre las mejor valoradas
Foto: Dreamstime.

El teletrabajo y el impulso de las nuevas tecnologías ha llevado a una mayor demanda de los ordenadores portátiles. Con cada vez mayor presencia en los hogares españoles, por encima de los ordenadores de mesa o las tabletas, debido a su fácil transporte y sus muy buenas prestaciones, la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha decidido hacer una lista con las mejores marcas del mercado según la satisfacción de los clientes y su fiabilidad.

En pleno 2021 se hace difícil pensar en un hogar donde no haya, al menos, un portátil. Bien para consumo privado o bien por trabajo, los dos casos donde más se usan, cada vez son más las grandes compañías que se lanzan al sector de este tipo de ordenadores.

Y es que su fácil transporte junto a la durabilidad de la batería, para la mayoría de los usuarios clave de cara a la satisfacción final con el producto, los hace más asequibles que los ordenadores de mesa. También su mayor potencia y funciones que las tabletas o móviles, por lo que es un producto indispensable para la sociedad actual (80% de los encuestados dispone de uno).

Las cuatro marcas más vendidas en España no tienen presencia entre los primeros cinco puestos del ranking

Sin embargo, de cara a sus mayores problemas, la OCU destaca que las quejas más repetidas entre los consumidores afectan al disco duro, la fuente o el cable de alimentación, además de a la batería. Eso sí, con muy buena nota, por lo general, respecto a la satisfacción, el mayor punto positivo es la durabilidad de más de 4 años.

Pero ya adentrándose en lo que a marcas se refiere, HP, Lenovo, Asus y Acer son las más demandas por los españoles pero ninguna de las cuatro consigue colarse entre las cinco con mejor valoración. Una clasificación que domina la guerra Estados Unidos vs China... pero con un partícipe europeo algo desconocido para el mercado español.

Medion desafía a Apple, Huawei o Xiaomi

Medion, de origen alemán y especializada en tecnología del hogar es la cuarta firma por excelencia. Con una valoración de 78 sobre 100, por los consumidores, la satisfacción sobre esta compañía que tributa en la bolsa de Frankfurt es de cuatro sobre cinco estrellas. Además de portátiles, Medion también fabrica y distribuye electrodomésticos bajo la marca Tevion.

Una empresa que queda por detrás de tres grandes gigantes tecnológicos. Con cada vez mayor presencia en lo que respecta más allá de los móviles, Huawei y Xiaomi ponen el acento asiático a este ranking con 81 y 78 de satisfacción y cuatro y cinco estrellas de fiabilidad, respectivamente. Sin embargo, ambos se ven superados por Apple, el rey de los portátiles y cuyo lanzamiento anual supone un evento de tanto calado como una final deportiva.

Microsoft cierra los primeros cinco puestos manifestando el empate entre las compañías estadounidenses y las chinas

Con 83 sobre 100 de satisfacción entre sus clientes y cinco de cinco estrellas en fiabilidad, la compañía norteamericana ideada por Steve Jobs no tiene rival posible en este sector. Sin determinar el porcentaje de compras respecto a otras marcas, la OCU destaca de la compañía de la manzana su gran diferencia respecto a otras firmas, aupado por la excelente calidad que ofrecen sus productos. 

Ya por último, Microsoft cierra los primeros cinco puestos (77 y cuatro estrellas, respectivamente en las categorías señaladas) confirmando que EEUU sigue en los puestos más altos en lo que a tecnología se refiere. Eso sí, ya en constante guerra con China por ofrecer los mejores productos, a ambos solo puede hacerles algo de sombra la alemana Medion en lo que a mejores marcas respecta.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.