Vivienda

Vacaciones postcovid: veranear una semana en primera línea de playa cuesta de media 925 euros

  • El periodo de reservas se ha adelantado más de lo común tras las restricciones
Foto: iStock

Alquilar un apartamento en primera línea de playa costará este verano, de media, 925 euros a la semana, un 7,5% más que el pasado año, según datos otorgados por la sociedad de tasación TecniTasa.

Esta subida, según han explicado desde Tecnitasa, se fundamenta en que se han reservado los apartamentos con mucha mayor anticipación que en años anteriores debido a la mejora en la situación de la pandemia. Esto ha hecho que el precio medio por un alquiler semanal ascienda considerablemente, ya que el pasado año se situaba en 860 euros.

Según José María Basañez, presidente de TecniTasa, les ha "sorprendido cómo el periodo de reservas se ha adelantado más de lo común, contratando con mayor plazo de lo habitual, lo cual evidencia la recuperación del mercado de alquiler en la playa una vez que vamos saliendo de las restricciones a la movilidad derivadas del covid-19". De hecho, confían en que los alquileres en primera línea de playa registren un lleno "prácticamente total" durante este verano.

Un barrido por todos los precios

A pesar del aumento, existen ofertas para todos los públicos. Los precios más altos se registran en la playa pontevedresa de Illa da Toxa, en la localidad de O Grove (un piso de 80 metros cuadrados costaría 2.800 euros semanales), en la zona de Puerto Banús, situada en la localidad malagueña de Marbella (un piso de 90 metros cuadrados se sitúa en 2.700 euros semanales) o en la zona del Puerto de Ibiza, en la que un piso de 100 metros costaría 2.400 euros semanales.

Los ciudadanos que opten por opciones más económicas pueden alquilar una semana por 250 euros un apartamento de 60 metros en Vicedo o Burela (Lugo), o un apartamento de 35 o 40 metros en Puerto de la Cruz y Playa de las Canteras (Islas Canarias) por aproximadamente 275 euros.

Por último, desde TecniTasa han explicado que el ritmo de vacunación está consiguiendo que las ganas por salir de casa y viajar aumenten; pero todavía se percibe que salir de nuestro país puede ser arriesgado por un posible rebrote, por lo que la demanda dentro se sigue concentrando dentro de España (y en especial en el litoral).

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin