Transportes

La francesa SNCF avisa a Acciona y Air Nostrum: entrará en el AVE en España "sola o acompañada"

  • El plan de crear con Renfe un gigante del 'low cost' chocó con competencia
  • El galo asegura que negocia con varios socios y que puede comprar trenes

El operador ferroviario francés SNCF tiene previsto entrar a competir en España a finales de 2020 sólo o acompañado. Rachel Picard, consejera delegada del negocio de viajeros (Voyage), ha reconocido en un encuentro en Madrid que están "negociando con varias empresas", entre las que se encuentran Acciona e Ilsa (Air Nostrum), para poner en marcha un servicio de bajo coste y alta velocidad en nuestro país similar a que tienen en Francia, OUI Go, cuando se liberalice el mercado.

Un proyecto que prefieren llevar a cabo de la mano de algún socio local que "conozca el mercado" aunque no descartan hacerlo en solitario si no encuentran los equilibrios o "una alianza convincente para el largo plazo". Picard, que no ha querido dar detalles de las conversaciones con Acciona, sí ha dejado claro que no son su única opción para desembarcar en el país ya que están "hablando con otras empresas españolas". En este punto, el presidente de la constructora, Entrecanales, también aseguró a los medios que tenían contactos con tres grupos europeos, entre los que también se encuentran Trenitalia y Deutsche Band.

"Queremos estar aquí a largo plazo y el equilibrio de participación y gobernanza que firmemos al principio es muy importante", explicó Picard a los medios de comunicación aunque evitó especificar que porcentaje aspiraban a controlar en una futura firma con Acciona e Ilsa. Entrecanales aseguró en rueda de prensa que busca tener más del 50% de la futura firma y que un 25% sería para los dueños de Air Nostrum. En este punto, parece que SNCF no quiere repetir en España la experiencia que tuvo en Italia, donde entró en el operador privado con un 25% y terminó abandonando el proyecto por la falta de influencia.

En cuanto al material rodante, uno de los principales problemas de Acciona e Ilsa para poner el marcha el AVE entre Madrid y Francia, el operador del país vecino aseguró que no tiene trenes listos para empezar a operar mañana pero que está dispuesto a comprar más unidades o adaptar a nuestro mercado (sistemas de seguridad, licencias) algunos trenes de su flota actual.

Antes de hablar con otras empresas españolas, SNCF abrió negociaciones con Renfe para crear un gigante de la alta velocidad a bajo coste con el operar en España y Francia. Un proyecto que se ha descartado totalmente porque choca de lleno con las leyes de la competencia. "Ya descartamos el proyecto de hacer un operador común con Renfe. Tuvimos conversaciones pero rápidamente los servicios jurídicos nos contaron que no había forma de que lo hiciéramos porque eso iría contra la competencia y sería cerrarla", explicó Picard. Aunque está descartada para España, los operadores ferroviarios no han cerrado la puerta a ir de la mano a otros mercados europeos. No hay nada cerrado en ese sentido.

Billetes desde 10 euros

La directiva de SNCF cree que que es posible el éxito en España de su modelo OUI Go que está basado en el sector aéreo de bajo coste. El operador ferroviario lanzó el servicio low cost hace unos cuatro años con el objetivo de dinamizar el mercado de la alta velocidad y ha logrado elevar un 20% el número de pasajeros hasta los casi 120 millones (17 millones de OUI go y 104 millones del TGV tradicional). Picard explicó que la base del negocio está en utilizar los trenes al menos 13 horas al día, ofertas más plazas por vagón y eliminar los servicios complementarios.

Estas medidas les permitió recortar un 50% los costes por asiento y, por lo tanto rebajar el precio de los billetes en todos los corredores, que se pueden adquirir desde 10 euros. Así, el 60% de sus clientes pagan menos de 25 euros por personas en sus servicios low cost. El publico objetivo de OUI go son las familias ya que los niños tienen un precio especial de cinco u ocho euros, los jóvenes y la gente mayor, que compra con mucha antelación. En este punto, asegura que el servicio ha permitido a mucha gente que antes no viajaba en alta velocidad dejar el coche en casa, lo que ha incrementado el mercado.

Visto el ejemplo de Francia y de Italia, donde existe un competidor privado que ha disparado la demanda, Picard asegura que hay mucho potencial de crecimiento en nuestro país, donde la medio de uso el de 550 km por persona mientras que en Francia es de 1.200 km.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum2

Zipi
A Favor
En Contra

Gabachos ladrones , salid de nuestros vagones. Con la desaparición de la UE las fronteras nos separan nuevamente de ellos

Puntuación 1
#1
Cum.fraude
A Favor
En Contra

Eso, eso, después de malvender la seat y la gente comprando renaults y peugots, que se metan por la jeta en las vías en suelo España y los españoles a vivir de sus paguitas!

Puntuación 1
#2