Transportes y Turismo

El turismo confía en un crecimiento de la actividad del 16% en el cuarto trimestre

  • Pese al incremento de la ventas registrado en verano los mágenes de las compañías siguen muy tensionados

El sector turístico español ha cerrado el verano con muy buen sabor de boca con un incremento de las ventas del 14,6% en comparación con el mismo periodo de 2019 según datos de Exceltur, la alianza para la excelencia turística. Un crecimiento al que la patronal no pone fin. "La tendencia podría acentuarse en el otoño y en el trimestre que nos queda", ha destacado José Luis Zoreda, vicepresidente ejecutivo de la entidad.

Las expectativas de los empresarios turísticos españoles revelan que la actividad turística intensificará su dinamismo en los últimos trimestres de 2023. Las previsiones de la patronal apuntan a un crecimiento del 15,8% si se compara con los meses de octubre, noviembre y diciembre de 2019 hasta alcanzar los 183.078 millones de euros en el conjunto de 2023. Las empresas de transportes de pasajeros (18,1%), los hoteles (17%) y los equipamientos de ocio (16,4%) son los que revelan unas mayores perspectivas de mejora de sus ventas para el último trimestre de 2023.

Pese al optimismo del sector con respecto a la recuperación de la actividad turística y por ende de las ventas, Exceltur avisa de que los márgenes de las principales compañías del sector siguen todavía muy tensionados como consecuencia del aumento de los costes. "Los precios han crecido un 18% pero los costes salariales lo han hecho un 19,8% con respecto a 2021, los carburantes un 38%, la electricidad y el gas un 26,3%, los suministros un 27% y los financieros un 10,8%. Esto lleva a una tensión en los márgenes que para algunas compañías están siendo muy difíciles de mantener", ha alertado Zoreda.

Estos encarecimientos han limitado el crecimiento de las empresas del sector. "Vemos que las empresas turísticas están un 22% por debajo de lo que hubieran ganado en año normal, las agencias un 26%... Toda la cadena de valor está muy por debajo de lo que hubiera sido un año normal. Estamos trabajando para recuperar lo perdido por la pandemia", ha añadido Oscar Pirelli, director de Estudios e Investigación de Exceltur.

Impulso del empleo

La reforma laboral, que entró en vigor en marzo de 2022, ha actuado de catalizador en la creación de empleo en lo que ha turismo se refiere. En el segundo verano con la nueva normal las empresas turísticas han cerrado septiembre con 134.000 afiliados a la Seguridad Social más que en 2019 y 102.000 más que en 2022. Además, desde Exceltur destacan que se trata de un empleo de más calidad. Se han firmado 142.000 contratos fijos de los cuales 71.000 son a tiempo completo.

"Creemos que es una noticia muy positiva porque pensamos que se trata de un cambio estructural en el empleo. En septiembre todas las ramas con el turismo han creado empleo y lo crean intensamente", ha celebrado Pirelli.

La reforma laboral no solo ha tenido repercusión en la creación de empleo, también ha reducido de manera considerable la temporalidad del sector, que a cierre de la temporada estival se situaba en el 8,2% mientras que la media de la economía española está en el 13%. Hace exactamente un año era del 11% y si se compara con el último verano antes de la reforma laboral era del 37%.

Esta creación de un empleo más estable se ha visto acompañada de un aumento "notable" de los salarios, por encima del resto de sectores de la economía española, del 10,3 % en julio y agosto respecto a 2019.

El 22% del crecimiento del PIB

El peso del turismo en el PIB en España igualará este año la cifra de 2019 y alcanzará el 12,6% del total, según las previsiones de Exceltur, que también señala que este sector representará el 21,8% del crecimiento total de la economía española, y el 42,6% si se elimina el efecto de los precios.

Teniendo en cuenta el intenso dinamismo del verano turístico y las favorables expectativas empresariales para el último trimestre de año, la asociación ha revisado al alza tres puntos su estimación de PIB turístico nominal, hasta los 183.078 millones de euros, un 16,3% sobre el nivel de 2019.

Además, descontando la inflación, el PIB turístico real cerraría este año un 2% por encima de 2019, aunque se situaría levemente por detrás de la recuperación del resto de la economía española, que sería de un 2,3%.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud