Telecomunicaciones y tecnología

EEUU ve en Nokia y Ericsson la única oportunidad para frenar la hegemonía de Huawei en las 5G

Nueva York

Pese a que la administración del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha generado profundos roces en Bruselas, especialmente en lo que a política comercial se refiere, el gobierno estadounidense está interesado en financiar y proteger compañías como Nokia o Ericsson, para frenar el avance de la china Huawei en el desarrollo de redes 5G.

De hecho, EEUU explora formas de canalizar ingresos a los rivales europeos de Huawei a medida que el gigante de telecomunicación del país asiático domina la carrera de la próxima generación de redes. Según adelanta el Financial Times, varios funcionarios estadounidenses barajan la posibilidad de conceder créditos y otras fuentes de financiación a empresas como Nokia o Ericsson para que estas tengan la capacidad de financiarse como lo hace Huawei.

En general Washington está buscando un digno competidor que plante cara a la compañía china que en estos momentos suministra el 28% de los equipos de telecomunicaciones del mundo, según la consultora Dell'Oro. Ericsson y Nokia son sus rivales más cercanos.

A día de hoy no existe una compañía estadounidense capaz de competir a nivel mundial en el desarrollo de infraestructura de redes. Es por ello que el gobierno estadounidense quiere asegurarse que los competidores más directos de Huawei puedan contar con las mismas facilidades de crédito que la compañía china consigue a través de los bancos estatales del gigante asiático.

De acuerdo al FT, la administración Trump también sopesa el aumentar los incentivos para alentar a las compañías estadounidenses a invertir en nueva tecnología 5G, incluido el software que permite que equipos de diferentes compañías se comuniquen entre sí. Esto permitiría a las compañías de telecomunicaciones comprar equipos de múltiples proveedores, en lugar de depender de una compañía para construir una red completa, el tipo de trabajo en el que Huawei es especialista.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.