Tecnología

El mejor reloj barato de Xiaomi: probamos el nuevo Poco Watch

  • Es el primer reloj que la marca ofrece en España
  • Supera a las alternativas de Xiaomi y Redmi en hardware

Poco ha sorprendido a propios y a extraños con el lanzamiento de su primer reloj inteligente para España, especialmente teniendo en cuenta que supera a las alternativas de su casa madre.

Hasta ahora, Poco era más conocida en España por sus móviles baratos, como el Poco M4 Pro. Modelos que reaprovechan partes de otros móviles de Xiaomi para ofrecer una excelente relación calidad/precio, pero nada realmente sorprendente o que llame la atención, especialmente de quienes están al día en cuestión de tecnología. Hasta ahora, Redmi y Xiaomi eran las marcas de referencia del fabricante chino.

Eso está cambiando. Este 2022 ha sido el año en el que Poco está saliendo de su nicho, expandiéndose más allá de los productos que más asociamos con la marca. El lanzamiento del Poco F4 GT, un móvil gaming que supera a la mayoría de los modelos de su marca hermana Redmi y a unos cuantos Xiaomi. Y hace unas semanas, Poco anunció que se iba a expandir más allá de los móviles.

Un reloj inteligente barato

La estrategia de Poco empieza con primeros productos que se suelen lanzar cuando una compañía quiere crear un nuevo ecosistema: con unos auriculares y un smartwatch (o reloj inteligente).

Ya he podido probar el reloj, el Poco Watch, y me ha sorprendido; no tanto por el hardware o por las posibilidades que ofrece, ya que sigue siendo un modelo de gama baja, sino por la manera en la que supera a alternativas de la propia Xiaomi para convertirse en el mejor reloj de esta gama que ofrece el fabricante.

Y eso es chocante porque, a simple vista, realmente parece un reloj barato como las decenas (¿cientos?) de alternativas provenientes de China que ya están en el mercado; aunque eso no se debería interpretar como algo malo. Es un reloj pequeño y relativamente elegante, especialmente en el color negro en el que lo he probado (también está disponible en un blanco marfil y en azul); de hecho, el tamaño es el único aspecto que realmente delata que no es un reloj caro, aunque, de nuevo, eso no es malo: para mucha gente es preferible llevar algo así de pequeño en la muñeca, antes que un 'mamotreto'.

La sensación al tacto es buena, mejor de lo que esperaba. La correa de material de poliuterano termoplástico (TPU) no da mala sensaciones y podemos apretarla sin molestar. El reloj en sí tiene un diseño bonito, con una pantalla plana y un cuerpo ligeramente redondeado; el único elemento que vemos es el botón situado a la derecha, el único método que tenemos para interactuar con la interfaz aparte de la pantalla táctil.

Completo para el precio que tiene

Pese a su tamaño, el Poco Watch es muy completo y tiene un hardware competente para el precio. Para mí, la pantalla es la estrella, un panel AMOLED de 1,6 pulgadas que ofrece una legibilidad muy buena pese al reducido tamaño del reloj, probablemente gracias a la elevada resolución que tiene y al buen brillo. No he tenido problemas para usar las funciones del reloj en exteriores.

Y eso es importante porque tiene muchas funciones, especialmente relacionadas con la salud. El sensor óptico que tiene integrado en la parte inferior es capaz de obtener una variedad de datos de nuestro cuerpo, como la frecuencia cardíaca; pero lo que realmente me ha sorprendido es encontrarme con la medición de oxígeno en sangre (SpO2), algo que es más común en relojes de gama media y gama alta. Es una tecnología que nos indica el porcentaje de oxígeno que corre por nuestras venas, y un indicador de que podemos tener problemas de respiración cuando dormimos o cuando hacemos ejercicio.

Si a eso le sumamos los más de 100 modos deportivos, es evidente que este reloj puede ser un buen sustituto de las pulseras de ejercicio, si nos parecen demasiado simples y limitadas. También tengo que hacer especial mención al hecho de que viene con GPS independiente, por lo que no necesita usar el del móvil para registrar nuestras salidas y recorridos.

De nada serviría todo esto sin un sistema capaz de ofrecer acceso a la información de manera rápida y sencilla. En ese sentido, hay cero sorpresas: Poco usa el mismo sistema que usan el resto de relojes de Xiaomi, y ni siquiera tenemos una esfera exclusiva de Poco por defecto; la buena noticia de usar una plataforma ya establecida es que todo lo que hay, funciona muy bien. Como es habitual, deslizar a izquierda o derecha por la pantalla táctil abre diferentes "tarjetas" con información como la frecuencia cardíaca; mientras que si deslizamos hacia abajo vemos las notificaciones y si deslizamos hacia arriba, tenemos acceso al panel de configuración. Por último, si pulsamos el botón tendremos acceso a una lista de apps, desde la que podemos acceder directamente a las diferentes funciones del reloj.

Me ha gustado mucho que no necesite usar la app para acceder a datos básicos como el historial de frecuencia cardíaca o de sueño; pero si realmente quieres una mejor visión de tu cuerpo, la app es imprescindible. De nuevo, no es una sorpresa que use la misma app Mi Fitness que usan el resto de relojes de Xiaomi, y de nuevo, eso es buena noticia porque es completa y fácil de usar.

El último aspecto que me gustaría destacar del Poco Watch es la batería, que según la marca alcanza los 14 días en uso normal; sin embargo, a poco que actives funciones como la monitorización cardíaca, de oxígeno y de sueño, esa cifra bajará rápidamente. Aún así, yo he podido usar el reloj durante una semana y tengo la batería al 55%, así que encaja perfectamente con las promesas de Poco.

Un reloj sorprendente, por ser de Poco

El Poco Watch, con un precio de 89,99 euros, demuestra que las cosas están cambiando mucho dentro de Poco, y puede indicar que la marca ya no se conforma con ser comparsa de otras. Y es que, irónicamente, este es el mejor reloj de este tipo que Xiaomi ofrece de entre todas sus marcas.

Xiaomi ya ofrece relojes muy parecidos a este: el Xiaomi Mi Watch Lite y el Redmi Watch Lite 2 comparten muchos elementos como el cuerpo, la correa y el sistema; pero son peores que este Poco Watch, al no contar con pantalla AMOLED ni con el nuevo sensor óptico que registra el oxígeno en sangre, y aunque son más baratos, realmente no son tan recomendables.

¿Es este Poco Watch un adelanto de lo que está por llegar de parte de Poco? Eso espero, porque para empezar, ha conseguido lanzar el reloj inteligente barato más interesante de Xiaomi.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin