Tecnología

El nuevo móvil de Sony es el primero con un zoom óptico variable para tomar fotos sin pérdida

  • El Sony Xperia 1 IV tiene un zoom de objetivo variable
  • Además, lanza el móvil con 5G más ligero hasta ahora

Sony ha presentado su nueva gama de smartphones Xperia IV, con un nuevo gama alta y un nuevo gama media que destacan especialmente por las cámaras, el punto fuerte de la compañía.

No en vano, Sony es uno de los principales suministradores de cámara del mercado, y sus sensores son de los más deseados cuando los encontramos en modelos de otras compañías. Así que tiene sentido que se haya dejado lo mejor para sus propios modelos, con smartphones centrados en ofrecer un gran rendimiento y posibilidades en fotografía.

La estrella, es, sin duda alguna, el nuevo Sony Xperia 1 IV, un gama alta que partirá de los 1.399 euros pero que, a cambio, es capaz de hacer fotografías con zoom óptico variable; en otras palabras, es más parecido a usar una cámara fotográfica, con la que puedes variar la ampliación sin pérdida de calidad de imagen. Concretamente, Sony afirma que este es el primer móvil del mundo con un teleobjetivo "verdadero", con una distancia focal variable de entre 85 y 125 mm; se trataría de todo un logro técnico que, sin duda alguna, justificaría el precio. Supone que, cuando hacemos zoom con la app de cámara (que es mucho más completa que la de un móvil Android convencional) esta puede cambiar la ampliación, aumentándola o disminuyéndola de manera precisa en vez de tener que cambiar entre dos lentes diferentes como es lo habitual en móviles con zoom óptico.

Aunque el teleobjetivo es la mayor novedad, también viene acompañado de otras cámaras muy buenas, ya usadas anteriormente por Sony; todas son de 12 MP, siendo la diferencia la lente usada: 24 mm en el sensor principal y 16 mm en el gran angular. La cámara frontal sí que ha sido mejorada, con un nuevo sensor de 12 MP.

Eso, manteniendo un formato muy parecido al Xperia de la pasada generación. Por lo tanto, Sony sigue siendo de las pocas en usar una proporción 21:9, más alta de lo habitual pero ideal para disfrutar de películas en su panel OLED de resolución 4K y frecuencia de refresco de 120 Hz. También ayudarán los altavoces esterofónicos con Dolby Atmos y sí, también mantiene el jack de 3,5 mm, uno de los pocos móviles de gama alta que aún lo tienen. Y como buen móvil de gama alta, usa el procesador Snapdragon 8 Gen 1, con una batería de 5.000 mAh.

El segundo móvil presentado hoy por Sony es el Xperia 10 IV, que en su caso parte de un precio de 499 euros. Las diferencias son obvias, empezando por el procesador Snapdragon 695, pero por lo demás es similar en proporciones: sólo es más pequeño, con una pantalla de 6 pulgadas, pero la proporción es de 21:9.

Que sea un móvil más pequeño no es casualidad: Sony afirma que quería crear el móvil 5G más ligero del mercado, con un peso de 161 gramos; como no ha sacrificado la batería (que es de nada menos que 5.000 mAh), ha tenido que hacer el móvil más pequeño, aunque eso lo hará también más fácil de usar.

En cámaras, no hay muchas novedades aunque sigan siendo buenos sensores: el principal es de 12 MP, con un gran angular de 8 MP y un telefoto de 8 MP con dos aumentos. Como novedad, el sensor principal ahora tiene OIS (estabilización de imagen) y la app tiene acceso a un modo noche y modo de Auto HDR.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin