Tecnología

Las raids de Twitch llegan a YouTube: así es la polémica función

  • Permite enviar la audiencia a otro streamer que esté emitiendo en ese momento
  • Tienen su lado negativo, como las 'raids de odio', que YouTube quiere evitar

YouTube ha implementado una funcionalidad muy parecida a las populares 'raids' de Twitch, que permite enviar a la audiencia a otro canal diferente para ayudar a otros creadores a crecer.

Las 'raids' forman ya parte de la cultura de Twitch, y como tal, son tan amadas como odiadas. Inicialmente nacieron de manera espontánea, cuando algunos creadores animaban a sus seguidores a pasarse al canal de otro creador; normalmente los seguidores invaden el canal de la 'víctima', aumentando repentinamente su audiencia.

Las raids han servido para crear algunos de los mejores momentos de la historia de Twitch, y muchos de sus creadores más famosos han llegado a donde están gracias a estas. Son tan populares, que Twitch decidió implementarlas oficialmente, permitiendo la redirección de toda la audiencia a otro canal. Sin embargo, las raids también tienen su lado negativo; en muchas ocasiones son usadas con fines maliciosos, como con las 'raids de odio', en las que se atacan a pequeños 'streamers' que no son capaces de reaccionar ante semejante flujo de usuarios nuevos.

Te gusten o no, ahora YouTube también tiene raids. Se llaman "Live Redirects" (redirecciones de directo), y aunque son muy parecidas, hay algunos cambios para no hacerlas tan molestas y evitar abusos. El funcionamiento es el mismo. Cuando un streamer termina su programa, puede elegir a otro streamer que esté emitiendo en ese momento (o que esté a punto de empezar), y la audiencia pasará automáticamente de uno a otro.

Sin embargo, eso sólo será posible si el streamer que recibe la audiencia está suscrito al streamer que quiere hacer la 'raid'; de esa manera, se evitan 'raids de odio' contra streamers que no tienen nada que ver. También es necesario que el streamer que recibe la raid haya permitido la función en la configuración de YouTube, y que sus suscripciones estén abiertas. En Twitch, en cambio, las raids están activas por defecto, sin ningún tipo de limitación.

Todas esas limitaciones buscan limitar el posible abuso de la función, pero también harán que sea más difícil aprovecharla para promocionar canales pequeños. Es un equilibrio difícil, y está por ver si la cultura de YouTube adoptará este tipo de prácticas.

Por lo pronto, la función se estrenará hoy mismo en una 'premiere' de la película Top Gun: Maverick, y estará disponible para usuarios con al menos 1.000 suscriptores y que no hayan sido castigados por vulnerar las reglas de la comunidad.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin