Tecnología

Google por fin explicará por qué ha elegido los resultados que te salen

  • Los resultados mostrarán información relacionada con la búsqueda
  • Google usa datos de Internet y del usuario para personalizar resultados
La nueva información de resultados de Google

En un raro ejercicio de transparencia, Google ha anunciado una nueva funcionalidad que explicará los motivos detrás de cada resultado de búsqueda, incluyendo los términos usados y su relevancia.

El funcionamiento de Google parece mágico. Escribimos uno o varios términos, y aparece una lista de enlaces personalizada, adaptada a nuestra situación y localización, y es muy probable que en la primera página encontremos lo que estábamos buscando. Es gracias a esa precisión que Google se ha convertido en el buscador de Internet por defecto.

Pero esa "magia" no es barata, se nutre de datos procedentes de toda Internet, especialmente los tuyos; además, eso supone que cada persona recibe unos resultados diferentes, por lo que puede ser difícil comprender por qué nos aparece un enlace y no otro. A partir de hoy, Google va a retirar un poco el velo que cubre su tecnología, mostrando el razonamiento detrás de sus elecciones.

La nueva funcionalidad aparecerá como un botón de tres puntos al lado de cada resultado. Si lo pulsamos, aparecerá una lista de factores que se han tenido en cuenta para mostrarte ese enlace, lo que te permitirá comprender mejor por qué Google cree que puede interesarte.

No es que Google haya decidido de repente hacer públicos todos sus secretos. Esta función no se adentra en los tecnicismos y complejidades de los algoritmos de Google, sólo muestra de manera sencilla, qué relación tienen los resultados con tu búsqueda. Por ejemplo, puede indicar qué términos de los que has buscado aparecen en el resultado, si está en tu idioma, o si es relevante para tu localización; pero no revelará qué datos tuyos ha usado para considerar que es importante para ti.

Los "factores importantes" que Google usará para mostrar los resultados serán:

Términos que coinciden: esto es lo más básico, simplemente si las palabras que hemos buscado aparecen en la página web.

Términos relacionados: Google no sólo busca las palabras que hemos introducido, sus algoritmos también buscan términos que sean relacionados; por ejemplo, si buscamos "cómo cocinar pescado en el horno", también buscará "receta" aunque no lo hayamos puesto.

Enlaces: Google se fija en los enlaces que dirigen a otras páginas con términos similares a la búsqueda, para comprender si ese contenido se considera útil entre la comunidad.

Relevancia local: Google usa los datos de geolocalización e idioma para buscar contenido que sea relevante en nuestra región; por ejemplo, para buscar normas relacionadas con nuestra ciudad.

Esta funcionalidad llega primero a los países angloparlantes, pero Google promete que llega a todo el mundo en los próximos meses.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin